RIVAL

El Sevilla FC, un equipo de Champions en sus mejores años

La plantilla del Sevilla celebra su gol ante el Levante

Pocas presentaciones caben para hablar de una plantilla del nivel de la del Sevilla FC. Uno de los agitadores de la parte alta de la clasificación durante los últimos años, equipo referencia en toda Europa y seis veces campeón de la Europa League. El conjunto hispalense vive, desde hace tres lustros, su gran época dorada, imponiendo su hegemonía tanto en España como en el viejo continente. En la Copa del Rey, competición en la que se enfrentarán al Córdoba, el Sevilla se ha alzado como ganador en cinco ocasiones, la última, en 2010. Los precedentes entre blanquiverdes y blanquirrojos caen todos hacia el lado sevillista puesto que, en las cinco ocasiones en las que ambos conjuntos se han enfrentado en el torneo del KO, los hispalenses han salido vencedores. En la última eliminatoria, hace exactamente treinta años, el duelo en El Arcángel se resolvió con un empate a dos, sentenciando así el Sevilla en el Ramón Sánchez Pizjuán con el 2-1 definitivo que le dio el pase a los nervionenses.

Lo cierto es que el rumbo del Sevilla en liga durante estos últimos años está llamando la atención de muchos aficionados. Los hispalenses han logrado superarse temporada tras temporada, y ahora luchan por tratar de romper ese techo de cristal que supondría deshacer la hegemonía formada por los tres equipos más laureados de España: Real Madrid, FC Barcelona y Atlético de Madrid. Tras una campaña 2020-21 ilusionante, que cerraron finalmente con un cuarto puesto en liga, el equipo dirigido por Julen Lopetegui ha vuelto a tener un inicio de temporada esperanzador, con siete partidos consecutivos sin conocer la derrota.

La doble victoria frente a Rayo Vallecano y a Getafe en las dos primeras jornadas llevaron al Sevilla a ocupar el liderato en la tabla, aunque el empate frente al Elche, el partido aplazado contra el FC Barcelona, y las tablas en su visita al estadio de la Real Sociedad acabaron por relegar a los nervionenses al quinto puesto. La reacción no tardó en llegar y, pese a que la racha de dos victorias consecutivas -logradas frente a Valencia y Espanyol- se vio interrumpida por una derrota en Granada, los de Julen Lopetegui lograron asentarse en esos cuatro primeros puestos de LaLiga Santander. Esa derrota en Los Cármenes fue la última vez, hasta esta última jornada, en la que el conjunto sevillista no sumó puntos en liga, logrando otros seis encuentros consecutivos sin conocer la derrota. Tan solo el Real Madrid, en el Santiago Bernabeu, ha sido capaz de cortar esa racha en un partido intenso y disputado en el que el Sevilla tuvo contra las cuerdas a los blancos hasta el minuto 87, donde una genialidad de Vinicius le acabó dando la victoria a los merengues.

La Champions League está siendo el único punto negativo de este inicio liguero del Sevilla. Tras caer encasillado en un grupo relativamente sencillo para los hispalenses, con rivales de menor entidad como el Lille, el Red Bull Salzburgo o el Wolfsburgo, los resultados cosechados por los de Julen Lopetegui no están siendo tan positivos como se esperaba. Los empates frente a Salzburgo y Wolfsburgo, y la derrota en su visita al Stade Pierre Mauroy, hogar del Lille, dejaron al Sevilla en una situación delicada, donde debían ganar las dos últimas jornadas para certificar su clasificación a los octavos de final de la Liga de Campeones. Tras vencer la pasada semana a los alemanes en el Ramón Sánchez Pizjuán, los hispalenses ponen ahora todas sus esperanzas en una nueva victoria, esta vez en el Red Bull Arena de Salzburgo, para así poder superar la fase de grupos del mayor torneo europeo de fútbol.

El calendario que tiene el Sevilla estas dos semanas no es para nada fácil, y ahí reside la mayor esperanza para un Córdoba que tratará de dar la machada y ser el matagigantes de esta edición de la Copa del Rey. Tras caer derrotados en el Santiago Bernabéu este pasado domingo, el Sevilla deberá desplazarse a la capital califal para jugar la primera ronda copera antes volver al Sánchez Pizjuán para hacer frente a un potente Villarreal que busca acercarse a los puestos altos de la tabla. A priori, el partido frente a los blanquiverdes podría ser propicio para que Lopetegui introduzca cambios en su alineación habitual, dando entrada a los jugadores con menos minutos e, incluso, a algún futbolista del filial. Pese a ello, la teórica unidad B sevillista atesora una gran calidad y es, además, uno de los secretos del éxito de la plantilla hispalense esta temporada. Jugadores como Dmitrovic, Munir, Montiel, Delaney u Óscar no están siendo habituales en los onces iniciales del técnico vasco, y apuntan a salir de inicio en El Arcángel.

Como es lógico, una plantilla del nivel de los cuatro mejores equipos de España atesora una gran calidad en todas y cada una de sus líneas, con un bloque excepcional que es capaz de competir cualquier partido. La joven estrella Jules Koundé, deseo de muchos equipos durante este periodo estival, fue la revelación en la zaga el pasado año, acompañando a un Diego Carlos contundente y versátil. El trío formado por los dos centrales y Fernando, pivote defensivo, ha sido uno de los más seguros y fiables durante la pasada campaña y lo acontecido de esta. Por el perfil diestro, la lesión de Jesús Navas ha dado entrada a Montiel en el once, mientras que Marcos Acuña es el titular indiscutible por el flanco izquierdo. En un marcado 4-3-3, los dos interiores, Rakitic y Joan Jordán, otorgan la profundidad y la creación necesaria para una zona atacante con muchas variantes, con jugadores de talla mundial como Lucas Ocampos, Papu Gómez o Rafa Mir. En el apartado de bajas, Julen Lopetegui no podrá contar con Suso, Jesús Navas, Youssef En-Nesyri y Erik Lamela, que ocupan la enfermería del Ramón Sánchez Pizjuán. Pese a ello, y pese a la más que probable rotación que ejerza en el once el técnico sevillista, lo cierto es que el conjunto hispalense tiene una plantilla del máximo nivel europeo que supondrá un reto ilusionante para un Córdoba que busca dar la sorpresa. El fútbol siguen siendo once jugadores contra once jugadores, y la plantilla califal tratará de demostrar sobre el campo que son los merecedores de estar en la siguiente ronda de la Copa del Rey.

Etiquetas
  •   /  
  • CCF
stats