Pablo Alfaro: "Sigo con la intención de rebelarme contra la situación"

Pablo Alfaro, en un entrenamiento del Córdoba.

Una nueva alerta sacude al Córdoba. El tiburón de la Segunda RFEF es una realidad que acecha al navío blanquiverde. Tras la derrota el pasado domingo ante la Balompédica Linense, una enésima final se cierne sobre el partido del próximo domingo ante el Cádiz B en la Ciudad Deportiva Bahía de Cádiz. El enfrentamiento entre Sevilla Atlético y la Balona, a su vez, podría tanto darles vida como quitársela de cuajo, teniendo siempre presente de que todo pasa por que el Córdoba sume de tres en el complejo cadista. Para ello, además, tendrá el incentivo de presencia de varios jugadores del filial a tenor de las últimas informaciones.

Así, hasta cuatro componentes habituales del segundo plantel se han ejercitado esta semana junto al primer equipo, sumando a Luismi Redondo, que aún se recupera de una lesión de menisco exterior de una de sus rodillas. Pablo Alfaro, en la previa del encuentro tuvo palabras para todos ellos. Sobre Ricardo Visus, "un chico que puede jugar tanto de central como de mediocentro"; de Antonio Moyano, "un centrocampista que ya ha debutado con el primer equipo en años anteriores, desenvolviéndose bien en esa parcela central en el plano organizativo"; sobre Carlos Puga, la mayor novedad, futbolista de banda derecha, tanto en el extremo como en el lateral y mucho recorrido"; acerca de Diego Domínguez, con "buenos números para un delantero centro y, sobre todo, la energía, el vigor y la ilusión que en este momento nos puede aportar estando con nosotros y eso es lo que les tenemos que pedir". En resumen, además el entrenador blanquiverde pero afirmó que hay que "eximirlos de toda responsabilidad pero toda esa ilusión que tienen por su juventud y su vigor nos la puedan dar". Ante la situación de poder dejar a algunos jugadores de la primera plantilla fuera, señaló que "si algún chico del filial tiene que venir, va a venir. No es marcar a nadie, yo tengo que convocar a 20 jugadores que por su rendimiento, actitud y compromiso, sean los mejores y los indicados para competir el partido.

Además de estos efectivos del filial, Alfaro confirmó los regresos de Mohammed Djetei -tras cumplir sanción-, Alberto Del Moral -recuperado de su lesión- y Mario Ortiz, que dio negativo en los últimos tests de antígenos. Todos ellos podrán contar en el broche de una semana arto complicada a partir de la derrota por 1-2 ante la Balona. "La semana ha sido complicado porque vienes de una derrota en casa y todo lo ves con la nube negra. De los futbolistas necesitamos todos al 100% en cuanto a compromiso, actitud y espíritu positivo, al 85% no nos vale. Ellos ya lo saben y los que estén por la labor tienen las puertas abiertas. Necesitamos dar un poquito más todos. Tenemos que ser más conscientes. A partir de ahí, yo estoy para tomar decisiones", explicó Alfaro.

De esta situación, por otro lado, surgieron matices autocríticos respecto al rendimiento colectivo del equipo, partiendo tanto de los jugadores como del propio entrenador. "Está siendo una etapa intensa, está siendo un año de jugar finales tras finales, con partidos muy transcendentes. Esa irregularidad que hemos mostrado claramente no es agradable porque ser mejores, estar mejor clasificados y ser más regulares", aseveró, añadiendo que "sigo con la intención de rebelarme contra la situación, es lo que me pide el cuerpo. Hay momentos en los que el equipo está relativamente bien y otros en que diversas situaciones nos penalizan muchísimo. Tenemos que tener esa rebeldía todos porque no nos podemos conformar con cómo estamos, hay que sacar adelante lo que nos queda".

En cuanto a cómo queda la relación respecto a la afición, Pablo Alfaro afirmó que "con la situación actual, nadie está contento, entendemos la frustración de nuestra gente, tenemos que aceptarlo, forma parte de nuestra tarea, no todo es sencillo. Mi obligación es hablar porque forma parte de mi profesión. No le podemos pedir nada, ¿qué les vamos a pedir? Hay que trabajar e ir a Cádiz a ganar el partido. Que el Córdoba se deje todo futbolísticamente para ganar el partido", apostilló el zaragozano, reforzando además la labor blanquiverde a domicilio. Así, también ha explicado la labor con sus jugadores para recuperarlos para la causa. "Les he vuelto a retrotraer a unos meses atrás, tenemos que jugar nuestra Copa del Rey. Esa es nuestra mentalidad, estamos desde el lunes con ese mensaje final. Si pasamos eliminatorias, conseguiremos el objetivo", desarrolló.

Acerca del Cádiz B, un rival que prácticamente ha consumado su descenso a la Segunda RFEF. Sobre él, Pablo Alfaro detalló que "es un filial de un equipo de Primera, clasificatoriamente no tienen opciones de llegar a la Primera RFEF. Tienen chicos jóvenes con expectativas de llegar a Primera. Un filial per se te deja dudas de cómo llegará el domingo, nosotros tenemos que ir a por nuestro partido y el que más nos interese. Respeto al rival siempre y hay que mirar al frente y saber lo que nos jugamos todos", ultimando sus declaraciones ante los medios. Así, el Córdoba se halla ante una nueva final, más mirando su ombligo que el de los demás.

Etiquetas
Publicado el
16 de abril de 2021 - 14:42 h
stats