La carrera olímpica, de nuevo en marcha

Fátima Gálvez, en una competición.

Un nuevo año comienza y numerosos objetivos aparecen en el horizonte de los deportistas. O mejor dicho, ya estaban fijados, aunque ahora cobran mayor fuerza si cabe. La llegada del 2021 puede suponer, vacuna mediante, una auténtica revolución deportiva a nivel mundial, pues no son pocas las citas que están previstas y que se han ido acumulando al tener que suspenderse el pasado año. En este sentido, sin duda la más significativa de todas serán los Juegos Olímpicos de Tokio. En efecto, allí se reunirá lo mejor de todo el planeta, con más entusiasmo del habitual, pues los mismos debieron celebrarse el verano pasado, aunque el Covid-19 impidió que así fuera. Por tanto, la ambición de los atletas es máxima, aunque está por ver el formato definitivo de la competición, sobre todo en lo relativo a la presencia de público y demás medidas y limitaciones sanitarias. Con todo, lo que es seguro es que el evento tendrá lugar en el país asiático desde el 23 de julio hasta el 8 de agosto. Por su parte, los Paralímpicos se celebrarán del 24 de agosto al 5 de septiembre. Y en ambos casos, como suele ser habitual en las últimas ediciones, habrá presencia califa.

De largo, Fátima Gálvez quizá sea el principal exponente de todos los participantes cordobeses. La tiradora de Baena sumará su tercera cita olímpica y el objetivo no es otro que subirse al podio. Así es, pues ocupó un quinto lugar en la modalidad de foso olímpico en Londres 2012, mientras que en Río 2016 peleó hasta última hora por las medallas, aunque finalmente quedó cuarta. Por tanto, el reto ahora no es otro que dar un pasito más y saborear ese preciado metal, el único que le falta en su carrera, después de haber sido medallista en campeonatos de Europa y mundiales, así como en Juegos Europeos. Además, recientemente se proclamó una vez más campeona de España, demostrando que tiene la mirilla más que ajustada de cara a su gran propósito de 2021.

Quien también buscará una medalla será Rafa Lozano, aunque en su casa desde el punto de vista de seleccionador. El ex púgil y doble medallista olímpico estará en Tokio en calidad de técnico y lo hará, de momento, con dos deportistas en escena, después de conseguir clasificar a Gabriel Escobar y José Quiles. Y con ellos, y quizá alguno más, tratará de seguir acumulando éxitos para el boxeo español. Y es que el apellido Lozano ha estado de pura actualidad recientemente, ya que El Balita es también entrenador de su hijo Rafa Lozano, con él alcanzó la medalla de plata en el último Europeo Júnior. Además, la progresión del joven cordobés apunta a que pueda estar en los Juegos de París. Pero habrá que esperar aún para eso.

Hasta la fecha, esos son los confirmados, aunque la presencia cordobesa podría aumentar. La que más opciones tiene es Julia Figueroa, quien ya tenía apalabrado el billete hace algunos meses, aunque la cancelación impidió que lo culminara. Ahora espera recuperarse a tiempo para poder alcanzarlo en este 2021, pues es la mejor judoca española y la cuarta del mundo en el ranking de -48 kg. Eso sí, antes debe ponerse a punto de la operación de hombro de la que fue intervenida el pasado mes de septiembre. Por su parte, Carmen Avilés tiene el sueño de ser igualmente olímpica con el equipo de relevos en atletismo, con el que se concentró hace algunas semanas para continuar con la preparación, mientras que el árbitro Antonio Conde fue confirmado en la modalidad de baloncesto, aunque ahora deberá esperar de nuevo a ver si su nombre vuelve a estar en los citados por el COI.

En otro orden de cosas, unas semanas más tardes saldrán a escena los Paralímpicos, entre los que sobresale la figura de Alfonso Cabello. El rambleño es el segundo deportista de la provincia con más medallas en Juegos Paralímpicos, sólo superado por José Pedrajas, y en Tokio tratará de seguir ampliando su leyenda, que ya cuenta con un oro en Londres 2012 y dos bronces en Río 2016. Asimismo, el pasado mes de septiembre logró un bronce individual y un oro por equipos en el Campeonato de España Absoluto ante rivales sin ningún tipo de discapacidad, siendo su cuarta presea en los últimos tres años en dicha competición. Ahí es nada.

Miguel Ángel Martínez Tajuelo, del Club Fidias Natación Integral, es otro que seguirá acumulando presencias olímpicas en su dilatado palmarés, después de conseguir hace escasas semanas la marca mínima B para Tokio en la prueba de 200 libres del Campeonato de España de natación adaptada. Paco Salinas obtuvo billete para el Campeonato de Europa en dicha competición, aunque seguirá intentando apurar sus opciones olímpicas. Por último, en los Paralímpicos también habrá presencia cordobesa en clave técnica, pues Domingo García acudirá como seleccionador nacional de powerlifting, junto a la extremeña Loida Zabala, que ya tiene una plaza asegurada en Tokio.

Etiquetas
stats