Bijimine y el brillo del obrero

Bijimine, en el Numancia-Córdoba | LOF

Lo suyo no ha sido una explosión rotunda, uno de esos estallidos futbolísticos que conducen al escaparate mediático de una manera fulminante. Nada de eso. La carrera de Jonathan Bijimine (Amiens, 1994) se ha cocido a fuego lento, labrada con el sudor diario y salpicada de momentos duros. Este viernes se hizo pública la lista de 30 preseleccionados de la República Democrática del Congo con vistas a la próxima Copa de África de Naciones. Y ahí, entre ese grupo, figura el nombre de B‎iji, ese chico que fichó por el Córdoba como una apuesta desde el filial en 2014 y que ha descrito desde entonces una trayectoria marcada por la vocación de servicio. Jugó allí donde le mandaron, siempre para arreglar problemas y en circunstancias complicadas. Para eso está Bijimine. Hasta ahora. El Córdoba tiene en él a uno de los puntales de la defensa y a uno de sus jugadores con más futuro. Siempre tendrá margen de mejora, pero a nadie escapa que el Bijimine actual es más competente que el de hace meses. Eso se llama progresar.

Florent Ibenge, seleccionador congoleño, se ha acordado de Bijimine tras ver cómo el jugador se afianzado en un equipo de rango en la Segunda española. Hasta ahora, el expediente internacional del cordobesista se reduce a medio partido amistoso con la sub 21 del Congo hace dos años y medio contra Austria. Su irrupción en el equipo de los 'leopardos' es una sorpresa a medias. Se ha ganado al menos que cuenten con él para el primer grupo de trabajo, en el que también debutarán hombres como Jordan Ikoko, lateral derecho del Guincamp francés, y los delanteros Ricky Tulengi y Chadrac Akolo, éste último brillando con 11 goles marcados en el FC Sion.

Bijimine tendrá que estar en una concentración después de las Navidades en Camerún, donde Congo disputará un amistoso frente a los leones indomables. Después se conocerá si entra en la citación definitiva para afrontar la Copa de África de Gabón 2017, una competición en la que los leopardos se enfrentarán a Costa de Marfil, Marruecos y Togo en la fase de grupos. El gran torneo de selecciones africanas se disputa del 14 de enero al 5 de febrero, por lo que la excepcional noticia para Bijimine puede tener un efecto colateral agrio para su club, el Córdoba, que perdería a un futbolista clave en su formación, especialmente después de la lesión y la operación de Deivid y el percance en el hombro sufrido por Héctor Rodas en Málaga.

Nacido suelo francés y con nacionalidad de la República Democrática del Congo, Bijimine pasó por el Sedán galo y los clubes italianos Barletta y Peruggia antes de fichar por el Córdoba para integrarse al filial. Ha defendido la camiseta blanquiverde en Primera, Segunda, Segunda B y Tercera División, cuatro categorías distintas en las que siempre se empleó con una entrega y entusiasmo que a veces derivaron en desaplicaciones tácticas que costaron goles. Llegó como un futbolista en formación y en ello está. Su polivalencia -en posiciones defensivas, como pivote o central- y su poderoso físico -mide 1’90- son la base de su juego. Pero hay algo más. Los avances en los aspectos en los que estaba más débil -la colocación y la toma de decisiones- se están produciendo para regocijo del Córdoba. El club le renovó hasta 2019 y le incluyó como miembro de pleno derecho en la primera plantilla. Con 22 años, se le considera un valor de futuro.

Etiquetas
stats