Literatura y cine con acento cordobés

Haciendo pruebas de luz, cámara y sonido junto a la protagonista | ISCO RAYO
La escritora María del Pino se sumerge en el cine con su primer largometraje, 'El aviso', procedente de su libro 'Relatos profanos'

Cinco novelas, un libro de relatos y tres cuentos infantiles. María del Pino, cordobesa de 27 años, ya atesora un destacable recorrido literario. Pero hace unos meses decidió dar el salto y adentrarse en el séptimo arte con la puesta en marcha de su primer largometraje, El aviso, un proyecto que "comenzó con una conversación en un bar", asegura María, y que está apadrinado por el cantante Felipe Conde.

El rodaje comenzó el pasado marzo, hecho que la misma María ha tildado como un "ensayo". Sin embargo, el verdadero rodaje comenzó el 13 de julio. "Ya que estábamos en el lío y lo teníamos todo, ¿por qué no seguir e intentarlo?", cuenta Del Pino, quien no pensaba que todo esto "iba a suponer tanta repercusión y  se iban a unir tantísimos profesionales".

Con una idea en papel y una directora con la batuta en la mano, sólo hacían falta los actores que darían vida a los personajes de El aviso. El casting se llevó a cabo a principios de diciembre de 2014 en el Hotel Averroes y, tras varias pruebas, María eligió a María Ángeles Pérez, "una chica joven y con bastante madera que estudia arte dramático en Córdoba y que, además, como cantante tiene una voz angelical", para el papel de Claudia, la chica protagonista. De ese casting salió también la persona que se sumergiría en la piel de la abuela de Claudia, papel que desempeñará Isabel Fresco. No obstante, "el reto ha estado en envejecerla y adaptar un poco el papel a una abuela un poco más joven, algo que han logrado nuestras maquilladoras y su ímpetu", cuenta Del Pino.

El aviso, que es fruto de su libro Relatos profanos, narra la historia de una chica que, al quedarse sola en el pueblo, decide mudarse a la ciudad donde trabajó. El vendedor de la inmobiliaria  le comenta que el piso está muy bien de precio porque los anteriores inquilinos o han desaparecido comentaban que se sentían incómodos. Claudia, la protagonista, no cree en fantasmas, pero una señora no hace nada más que advertirle de que ese piso está maldito y que debería irse a otro lugar. Sin embargo, Claudia permanece en el piso y más tarde descubrirá lo que entrañan sus cuatro paredes.

De la mano de la productora JK Un Sin Vivir, Del Pino ha llevado a cabo este largometraje, que ha contado con la colaboración de Mercado Victoria, Hotel Averroes y varios actores cordobeses, como Rubén Luque, Carlos Urban y quienes encarnan el papel de Claudia y su abuela. Además, la diseñadora Juana Martín, el cantante Felipe Conde y el actor Luis Fernández de Eribe también han aportado su granito de arena. Establecimientos como el Hotel Averroes o las librerías Maribel y BOLI-LÁPIZ le han facilitado a Del Pino y a su equipo buena parte de la escenografía.

Novel, con recursos escasos y sin apoyo económico institucional. A pesar de las diferentes trabas, Del Pino no dudó en poner en marcha una aventura que le ha resultado "extraña" en múltiples aspectos. Del Pino explica que "para alguien que partía de cero como yo ha sido brutal como experiencia en todos sus sentidos tanto maravillosos como caóticos. Muchas veces me he sentido tan perdida como Alicia en El País de las Maravillas; otras veces, tan alegre y satisfecha como cuando Iniesta marcó el famoso gol y otras... ¡uff!, ha sido como ser Tom Cruise en Misión Imposible. Lo bueno es que hasta cuando más complicado era todo, hemos ido saliendo hacia delante. Y lo mejor, o peor, es que aún no ha acabado la aventura".

El aviso verá la luz el próximo año, momento en que Del Pino empezará otra aventura, como es la elaboración de un guión para otra película cordobesa. No obstante, y sin abandonar su faceta literaria, la directora de El aviso confirma que la postproducción de este largometraje irá pareja a  otra labor: "Darle hogar a una de mis novelas más recientes".

Etiquetas
Publicado el
13 de septiembre de 2015 - 07:00 h
stats