¡Sí señor, los patios de Córdoba ya están aquí!

Patio de la Calle Chaparro FOTO: MADERO CUBERO
Medio año después de recibir la máxima protección por parte de la Unesco, arranca el concurso popular más esperado de la ciudad

Es, sin duda, la fecha más esperada del año en la ciudad. Y ya ha llegado. Este año, si hay algo en lo que todas las administraciones han trabajado, hablado, presentado o sacado pecho ha sido sin lugar a dudas la Fiesta de los Patios. Desde que la Unesco declarara el concurso, allá por octubre del año pasado, como Patrimonio Intangible de la Humanidad, la Fiesta de los Patios de Córdoba ha sido la (¿única?) gran buena noticia de la ciudad. Y ya, por fin, ha comenzado una semana y media que va a ser algo más que una prueba de fuego para el certamen.

Este año hay 55 patios en concurso, pero sobre todo lo que hay es una enorme expectación tanto local como internacional por la ciudad. El alcalde, José Antonio Nieto, ha repetido que con la reciente declaración de la Unesco se estima en que puede aumentar en un 30% la afluencia de turistas a la ciudad. Cómo funcione la plataforma digital de reservas on line y cómo se organicen las masivas previstas a estos 52 recintos es todo un reto, como ha insistido siempre el alcalde.

Desde hoy, las calles del casco histórico están diferenciadas en seis zonas. A la entrada de cada una de estas zonas se han colocado unas pancartas superiores que las delimitan y señalizan: Judería, Alcázar Viejo (San Basilio), San Pedro-Santiago, Santa Marina-San Andrés, San Lorenzo-San Agustín y Regina-Magdalena. Una vez que el turista, ataviado con su correspondiente mapa y su siempre a mano cámara de fotos, se adentra en una de sus calles descubre que existe un patio que se puede visitar porque en su puerta está escoltada por dos maceteros elegantemente adornados con el escudo y los colores municipales.

Pero no todo es masificación. El día del estreno de los patios, un miércoles, ha sido una jornada más para los cordobeses que para los turistas. Son muchos los que han aprovechado el inicio de la fiesta, y han huido de la masificación prevista para el fin de semana, para disfrutar, en un ambiente más relajado y lejos de las colas, de cómo le sientan a los patios de Córdoba eso de estar ya y para siempre protegidos por la Unesco.

Etiquetas
stats