El Reina Sofía acusa al Satse de utilizar la salud por “intereses”

Un grupo de periodistas atienden las explicaciones de los médicos del Reina Sofía. FOTO: MADERO CUBERO
El sindicato de enfermería ha pedido al Ministerio de Salud que inicie una investigación

La Dirección del Hospital Reina Sofía de Córdoba informa de que rechaza la información emitida por el Sindicato de Enfermería Satse con acusaciones “injustificadas” realizadas por este sindicato, que “pretende utilizar la salud de dos pacientes afectados por 'Klebsiella' en función de sus intereses, sin preocuparse realmente de conocer su situación y las medidas que se han adoptado para garantizar su correcta evolución”.

El Sindicato Profesional de la Enfermería (Satse) en Córdoba ha exigido este martes que el Ministerio de Sanidad tutele una investigación “en profundidad” de la situación “creada y generada desde hace, al menos, más de un año” en el Hospital Reina Sofía de la capital cordobesa, como consecuencia de la contaminación y/o infección de pacientes por la bacteria 'Klebsiella' y que el pasado martes se relacionó con la muerte de una bebé y el aislamiento por contaminación e infección de dos de ellos, de un total de nueve bebés que permanecen aislados en la Unidad de Neonatos.

En una nota, el sindicato ha recordado que el 14 de julio de 2012 “saltó a los medios de comunicación la situación de 18 pacientes ingresados en el Hospital Reina Sofía por esta causa”. En aquella situación, la Dirección de Gerencia del centro afirmó que “la situación se encontraba bajo control, gracias a la intervención con contundencia” de los servicios encargados. Sin embargo, según Satse, “desde dicha fecha no ha cesado el goteo de pacientes en el Hospital Reina Sofía por la bacteria 'Klebsiella'”.

Ante ello, Satse pide que se realice una investigación epidemiológica desde, al menos, hace un año, “con todos los pacientes que hayan sido contagiados y/o infectados no sólo en el Hospital General, sino también en el Hospital Provincial, así como en el Maternal y el Infantil”, y se determine “si algún fallecimiento de algún paciente ha podido producirse como consecuencia de la infección por la bacteria 'Klebsiella'”.

REACCIÓN DEL HOSPITAL

En una nota, la dirección del complejo hospitalario lamenta “la irresponsabilidad” de este sindicato al realizar “una interpretación torticera” de la información que “únicamente contribuye a generar alarma social y a entorpecer la labor de los profesionales sanitarios que están trabajando en la aplicación de las medidas preventivas, clínicas y de tratamiento contra la presencia de esta bacteria”.

Además, recuerda que los profesionales de Pediatría y Medicina Preventiva están “en contacto permanente” con los padres de los nueve menores en los que se ha detectado la presencia de la bacteria que permanecen aislados, y de los que dos de ellos están afectados, si bien “evolucionan favorablemente, respondiendo bien al tratamiento instaurado”, apuntan desde el hospital.

Igualmente, destacan que el centro ha extremado todas las medidas contra la presencia de esta bacteria. En este sentido, se ha revisado el uso de antibióticos, retirando aquellos que eran resistentes en el tratamiento de dicha bacteria y limitando siempre que sea posible las técnicas invasivas -sondas, respiración asistida-, que favorecen la transmisión de infecciones nosocomiales.

Igualmente, se ha habilitado una zona aislada donde se está atendiendo a estos pacientes sin que afecte al ingreso de nuevos prematuros, que serán atendidos en “una zona segura”, al tiempo que se ha reforzado el personal de enfermería para poder hacer frente a esta eventualidad. El centro hospitalario está “en continua comunicación” con las familias de los pacientes, a las que se mantiene informadas del estado y evolución de los casos.

Todas estas pautas se recogen en el protocolo de detección y actuación previsto para estas situaciones establecido por la Consejería de Salud y Bienestar Social de la Junta de Andalucía, que contempla además la realización de los correspondientes estudios analíticos para comprobar el alcance del brote.

De este modo, el hospital aclara que ha adoptado todas las medidas de control recomendadas y ha realizado un estudio epidemiológico y microbiológico de todo el servicio y se han puesto en marcha todas las precauciones indicadas para evitar contagios y eliminar vías de transmisión. La 'Klepsiella' es un germen que no se transmite por vía aérea.

Entretanto, desde la Dirección del centro apostillan que el Sindicato de Enfermería, a pesar de conocer la información descrita, “intenta una vez más atacar el trabajo de los propios profesionales a los que dice representar, realizando afirmaciones en las que el rigor científico y la veracidad brillan por su ausencia como que los quirófanos o las unidades de cuidado intensivo no se limpian adecuadamente desde hace más de 25 años que fue cuando se externalizó el servicio de limpieza”.

Ante ello, la Dirección del Hospital Reina Sofía le pide que, “de ahora en adelante, realice un ejercicio de responsabilidad a la hora de tratar cuestiones tan delicadas como las que ocupan y no trate de confundir a la ciudadanía a través de sus manifestaciones interesadas”.

Etiquetas
stats