Denuncian la seca de encinas centenarias para poder construir una megaplanta fotovoltaica

Una de las encinas supuestamente encharcadas de manera artificial

"Los promotores o terceras personas con intereses en la ejecución del proyecto llevan, presuntamente, varios meses asfixiando radicularmente las encinas centenarias dispersas sobre el territorio en cuestión". Curro Ordóñez es portavoz de Ecologistas en Acción en Córdoba. Esta formación ha presentado alegaciones contra dos de los megaproyectos de plantas fotovoltaicas que se han proyectado en la provincia de Córdoba. El primero, según señalan en la documentación remitida a la Subdelegación del Gobierno en Córdoba, la administración que ha dado vía libre a los proyectos, dañaría gravemente un "encinar centenario". El segundo afectaría de manera inequívoca a un espacio refugio de aves esteparias.

Los ecologistas han adjuntando en la primera alegación un extenso material gráfico, con fotografías y vídeos. En el mismo, documentan, según ha podido saber este periódico, lo que estaría siendo una seca intencionada de las encinas. Para ello, alguien habría cavado una especie de foso que se ha inundado de agua. Solo así se pueden acabar secando las raíces de estos árboles centenarios y que acaben muriendo.

Estas encinas centenarias son la huella aún viviente de lo que un día fue la dehesa de la campiña de Córdoba. "Su valor cultural es incalculable, al ser uno de los últimos retales del antiguo Desierto de la Parrilla, un extenso bosque original, que llegó a cubrir la Campiña de Córdoba y Sevilla", exponen en las alegaciones. De hecho, "el paraje conocido como el Picacho está muy próximo, existen referencias que en sus bosques llegaron a refugiarse osos en la edad media, así hace referencia el libro de la Montería de Alfonso XI", relata Ecologistas en Acción.

Por eso, consideran que proyectos como el de esta fotovoltaica, impulsada por la compañía eléctrica italiana Enel, acabarían con esta huella histórica. "La campiña de Córdoba ha sufrido una severa deforestación a lo largo de la historia, fundamentalmente debido a la agricultura, es por ello, que no se puede entender, como uno de los últimos encinares de la campiña está en el punto de mira de la Alternativa 3" del lugar elegido por esta multinacional para localizar esta megaplanta solar, señalan los ecologistas.

Ahora mismo se están tramitando en Córdoba cinco megaplantas fotovoltaicas. Todas las que superan los 50 megawatios de potencia necesitan la autorización del Gobierno, y no de la Junta de Andalucía. Estas cinco lo superan y la mayoría, además, están promovidas por fondos de inversión de capital extranjero.

"Ecologistas en Acción quiere expresar su inequívoco apoyo al desarrollo de la energía solar como recurso renovable, como herramienta imprescindible para reducir emisiones de gases de efecto invernadero y como tecnología necesaria para la descarbonización. No obstante, es fundamental que, en una previsible extensión de este tipo de energía, se tenga en consideración la compatibilización de su desarrollo con la necesaria protección ambiental", señala Curro Ordóñez.

Ordóñez señala que en el caso del proyecto denominado Carbo la sola presencia de una huella de encinar debería ser motivo más que suficiente para replantearlo en otra ubicación. Y achaca directamente a eso lo que está ocurriendo con las encinas, que están siendo secadas, supuestamente, de manera intencionada.

Además, en sus alegaciones Ecologistas en Acción sostiene que "los terrenos que serían afectados de forma drástica durante el periodo de explotación coinciden con una de las zonas de dispersión juvenil de grandes aves rapaces, como el águila imperial, águila real y águila perdicera de la provincia de Córdoba, ya que son lugares esenciales para las estrategias de conservación de estas especies de fauna silvestre. Dada la calidad del hábitat, el lugar podría albergar algún territorio de águila imperial en un futuro próximo; durante los años 2019 y 2020 se han podido observar a dos individuos subadultos y a un juvenil", exponen.

El proyecto entre Córdoba y Jaén

Los ecologistas también han planteado alegaciones al proyecto de infraestructuras de evacuación compartidas Guadame de 220 kV para la evacuación de parques solares, promovido por Green Stone Renewable VIII. S.L y cuyo trazado discurre entre las provincias de Córdoba y Jaén.

"De ejecutarse en los términos elegidos, afectaría directamente a un área de interés para las aves esteparias, habiéndose catalogado como Área Importante para las Aves (IBA Nº 232), Zona de Importancia para las Aves Esteparias (ZIAE Nº 12) y encontrándose dentro del ámbito de actuación del Plan de Recuperación y Conservación de las Aves Esteparias en Andalucía", exponen en sus alegaciones. Ecologistas en Acción considera que las figuras y valores de interés "deberían ser suficientes para descartar la instalación de este tipo de infraestructuras que disminuyen drásticamente las condiciones de hábitats disponibles para estas especies".

Etiquetas
Publicado el
11 de marzo de 2021 - 05:45 h