PP, Cs y Vox sellan su acuerdo para aprobar las ordenanzas fiscales de 2020

Fuentes, Albás, Bellido y Badanelli en la presentación del acuerdo sobre ordenanzas fiscales | RAFA MELLADO

Los socios del gobierno municipal en el Ayuntamiento de Córdoba, PP y Ciudadanos, y el grupo de Vox desde la oposición, han sellado su acuerdo para aprobar este jueves en Pleno el documento de las ordenanzas fiscales que regirán en la capital cordobesa el próximo año 2020 y trabajar conjuntamente en la misma línea hasta 2023.

Así, según el documento del acuerdo entre el PP, Cs y Vox "para la reforma de la ordenación fiscal para el periodo 2020/2023", los tres grupos políticos avalan "una importante bajada fiscal de los tributos municipales en el periodo 2020 a 2023".

Para ello, señalan, desde la Alcaldía y la Delegación de Hacienda de la Junta de Gobierno del Ayuntamiento se trabajará decididamente "para garantizar la rebaja efectiva de los tributos de todos los cordobeses".

Con este documento, Partido Popular, Ciudadanos y Vox se comprometen a apoyar el

Expediente de Renovación de la Ordenación Fiscal para el año 2020. Además, "se trabajará

decididamente" por el cumplimiento de una serie de objetivos como "la creación de empleo de calidad y la estabilidad económica, la eficacia, la eficiencia y la suficiencia financiera

como principios rectores de la programación presupuestaria y la gestión económica de los recursos públicos, mejorando la calidad de los servicios públicos". Asimismo, los tres grupos políticos apuestan por "eliminar los organismos innecesarios y suprimir gastos suntuarios".

Reforma de aquí a 2023

De igual forma, avalan "impulsar una reforma fiscal que contemple de forma gradual en el periodo 2020 a 2023, los siguientes tributos: sobre el IBI rústico, alcanzar la media nacional (0,62%) con bajadas anuales de aproximadamente un 15% hasta conseguirla en los cuatro años de mandato; sobre el Impuesto de Construcciones, Instalaciones y Obras (ICIO), la supresión efectiva del 3,46% a razón de una bajada paulatina del tipo del impuesto en torno a -1,14% de promedio anual hasta 2023; sobre el impuesto sobre el incremento del valor de los terrenos de naturaleza urbana, proponemos en el

caso de herencias a favor de descendientes, ascendientes y cónyuges, seguir los acuerdos

firmados en Andalucía en materia de sucesiones y dar cumplimiento a los programas

electorales de los partidos que suscriben el presente acuerdo".

De ese modo, se trabajará para que, en todo caso antes del año 2022 se alcance una bonificación del 95% en la sucesión de cualquier inmueble urbano sito en el término de Córdoba, y sin condicionantes de ningún tipo, especialmente los relativos a la naturaleza del bien, su destino, la convivencia entre causante y heredero o legatario, o a los domicilios de cualquiera de ellos.-

Dado que la bonificación se establecerá de forma gradual hasta el año 2022 y en función

de la intensidad de los impactos económicos que sobre las cuentas producen estas

decisiones, establecer un sistema informático que garantice el control y conocimiento exacto de lo recaudado por este tributo en caso de transmisiones mortis causa, pues a la fecha actual resulta imposible cuantificar dicho impacto.

En el supuesto de que la transmisión de la propiedad no experimente aumento de valor la

liquidación será, de acuerdo con la jurisprudencia, cero evitando así la reclamación

innecesaria al interesado, por lo que se arbitrará un sistema de declaración específico para

tales supuestos. Para el resto de liquidaciones planteamos utilizar el tipo de gravamen medio a nivel nacional, según recoge el texto firmado por PP, Cs y Vox.

Etiquetas
Publicado el
30 de octubre de 2019 - 18:56 h
stats