Piden dos años de cárcel por la muerte de un trabajador

Cayó desde un andamio y se golpeó la cabeza| El único acusado es el dueño de la empresa que no formó a su empleado ni se aseguró de que trabajase cumpliendo las medidas mínimas de seguridad

El juzgado de lo Penal, número 4, de Córdoba celebrará la próxima semana juicio contra el responsable de una empresa al que se acusa de un delito de homicidio imprudente y otro contra lo derechos de los trabajadores por el que se le reclama una pena de dos años de cárcel, según consta en la calificación del Ministerio Fiscal.

Los hechos ocurrieron en el mes de febrero del año 2011, cuando la víctima realizaba labores de pintura en el interior de una nave industrial, situada en la carretera Dos Torres-Pedroche. Para ello, el fallecido y otro compañero, ambos sin ninguna formación, habían instalado un andamio en el que se localizaban diferentes plataformas con una anchura de poco más de treinta centímetros.

Siempre según la calificación de la Fiscalía, el empleado tuvo que mover una de estas plataformas y comenzó a pintar la nave cuando, por causas que se desconocen, perdió el equilibrio y cayó desde una altura de poco más de dos metros golpeándose en la cabeza y falleciendo poco después en el centro hospitalario al que se le evacuó. Al parecer, el único acusado era el responsable de que se cumplieran las medidas de seguridad y éstas brillaban por su ausencia.

La acusación cuestiona tanto que el andamio fuese montado por trabajadores sin ninguna formación, como que la víctima realizase su trabajo sin el preceptivo arnés de seguridad ni las medidas de protección individual. Aparte de la pena de cárcel, el fiscal reclamará en el acto del juicio dar traslado de los hechos a la Inspección de Trabajo para que sancione a la empresa por una falta grave  en el cumplimiento de las medidas de seguridad.

Etiquetas
stats