“Pedro García votó lo contrario en la asamblea de Ganemos”

Florido, en la asamblea de Ganemos | MADERO CUBERO
La carta de dimisión del coordinador local, Galileo Florido, desvela una grave división interna con el candidato al que acusa de “improvisación constante, incumplimiento de acuerdos y negativa al diálogo” | Reconoce que se marcha “hastiado”, “decepcionado” y que “Podemos ha desestabilizado IU a todos los niveles”

Sin paños calientes. Así es la carta que ha enviado el coordinador local, Galileo Florido, a la militancia en Córdoba y en la que se ponen de manifiesto graves discrepancias internas, “improvisación constante” , “negativa al diálogo” e “incumplimiento de los acuerdos del consejo local” por los que se señala directamente al candidato a la Alcaldía, Pedro García, a la secretaria provincial del PCE, Alba Doblas, y al senador José Manuel Mariscal. Florido explica que él y los cuatro miembros del consejo, que firman la carta, se marchan de la dirección local “hastiados y decepcionados”, en un documento de siete páginas en el que se revela cuál ha sido el devenir interno de la organización, que queda descabezada a poco más de cinco meses de las elecciones.

El primer foco de atención es la irrupción de Podemos en el panorama político que, siempre según el texto de la carta, “comienza a desestabilizar nuestra organización a todos los niveles. Comienza un nuevo tiempo de improvisación que nos deja sin una orientación clara por parte de ningún órgano superior”. Pese a ello, se convoca una asamblea local en la que se decide continuar con la hoja de ruta marcada de cara a las municipales, que obtiene el respaldo del 63% de los asistentes. De esta manera, se convocan a las asambleas de distrito para la presentación de candidaturas a las municipales y es cuando “comienzan a despertarse ciertas desconfianzas hacia la dirección local y así se nos hace saber”.

El 15 de junio, García es elegido candidato y se marca una “Hoja de ruta indefectible que nos dará las pautas para volver a gobernar esta ciudad. Estas también fueron palabras textuales en la asamblea, consejo y en la propia rueda de prensa que tuvimos inmediatamente después de la asamblea. Pero todo esfuerzo ha sido infructuoso”, indica la misiva a la militancia a la que ha tenido acceso este medio. En el texto también se señala que, cuando se comienza a elaborar esa estrategia de un frente de izquierdas “todos los esfuerzos hechos por el equipo local como por mí mismo fueron infructuosos ya que la imposibilidad de fecha y hora fue la respuesta constante por parte del candidato”.

Ganemos como punto de no retorno

Después de dos meses de insistencia, Florido y García se sientan por fin en una mesa y llegan a una serie de acuerdos, pero todo vuelve al mismo punto pocos días después, ya que “ante el incumplimiento de los acuerdos y la negativa de dialogo por parte del candidato-coordinador, lo único que se estaba generado era un creciente clima de tensión y frustración que derivó al fin en una renuncia colectiva de cinco de los miembros de la dirección colegiada provincial, incluida la mía el pasado 20 de septiembre”, reza la carta.

Y llega la asamblea de Ganemos, Florido explica en su carta de dimisión que se fijan unos criterios que se transmiten, vía mail, a toda la militancia, pero que su sorpresa llega cuando “la militancia de IU Córdoba llegó dividida a la asamblea de Ganemos Córdoba” y “un sector importante de compañeras y compañeros que defendieron y votaron lo contrario de lo explicado”. Pero lo más llamativo, es que “dentro de esa militancia de IU que hizo lo contrario a lo establecido por el colectivo, se encontraban personas que habían trabajado el argumentario: entre ellos se encuentra la Secretaria Política provincial Alba Doblas y el propio candidato a la alcaldía”, indica refiriéndose a la fórmula jurídica en la que Ganemos se presentaría a los comicios.

Cuando la dirección local defiende que esa posición es una “irresponsabilidad” porque deja a IU en “minoría y ridículo” ante sus bases, “lo único que obtuvimos fueron evasivas o silencios por respuesta”, señala aludiendo directamente a García. La cosa no acaba aquí, ya que después de asumir el cambio de postura, Florido admite su sorpresa al encontrarse, “por casusalidad, que existía una plataforma paralela en el seno interno de la organización autodenominada como ProGanemos, los cuales se reunían asiduamente en la sede del PCA” .

Según el texto, nos encontramos con “improvisación mayúscula.Ya que sin contar con la dirección ni la organización, nos tropezamos, de nuevo en los medios de comunicación, sendas ruedas de prensa donde nuestro senador y secretario general del PCA José Manuel Mariscal, como el candidato, salen públicamente a decir que Pedro García es el candidato de IU Córdoba, pero no tendría porque serlo de un posible proyecto de convergencia”. Tras la “estrepitosa derrota” en la votación de Ganemos, Florido señala que se ha intentado retomar la estrategia electoral previamente iniciada, pero que “ha sido imposible hacerlo”. Es por todo ello que se marchan “con un tremendo sentimiento de decepción” y por ello presentamos “nuestra dimisión irrevocable de nuestras responsabilidades”, concluye la misiva.

Silencio de García

Acerca de la dimisión de Florido y del clima de “tensión” y desacuerdo que revela en su carta, este medio ha tratado de ponerse en contacto con el coordinador provincial y candidato a la Alcaldía de IU, Pedro García, a través de los canales oficiales de la organización. La respuesta ha sido que, “por el momento” no va a haber declaraciones.

Etiquetas
stats