La panificadora Campoaras incorpora tecnología innovadora para ampliar su capacidad de fabricación

Barras de pan | PIXABAY

La panificadora lucentina Inpaluc, que fabrica y comercializa pan en gran parte de la geografía andaluza bajo la marca Campoaras, incorpora tecnología en sus procesos de fabricación para ampliar hasta un 40% su capacidad de producción, iniciativa que conlleva, además, la creación de nuevos empleos estables en la zona.

Según ha indicado la Junta de Andalucía en una nota, para ello ha realizado una inversión de 394.118 euros. La nueva Agencia de Innovación y Desarrollo de Andalucía IDEA, organismo adscrito a la Consejería de Transformación Económica, Industria, Conocimiento y Universidades, ha aprobado una ayuda de 177.353 euros.

Se trata de una subvención, cofinanciada con Feder, enmarcada en el programa para el Desarrollo Industrial, la Mejora de la Competitividad, la Transformación Digital y la Creación de Empleo 2017-2020.

Esta iniciativa busca ampliar y mejorar la capacidad de producción de pan en diversos formatos mediante la incorporación de maquinaria de última generación. La tecnología que incorpora estos equipos permite un importante ahorro en consumo eléctrico y una mejor optimización del consumo de materia prima. Igualmente, el nuevo equipamiento facilita la posibilidad de fabricar nuevos tipos de pan y formatos y abordar nuevos mercados.

Concretamente, incorpora dos amasadoras, una cortadora de chorro de agua, cuatro hornos para cocción de piezas con carros rotativos y un túnel de ultra congelación. Inpaluc fabrica y comercializa pan y otros productos derivados de la harina desde 1991. Desde su fábrica, situada en la localidad cordobesa de Lucena, reparten pan a toda la provincia, además de Jaén, Málaga, Sevilla, Granada y Almería, principalmente.

Etiquetas
stats