Los mercadillos no reiniciarán su actividad en Córdoba hasta la fase 3

Mercadillo de Las Setas en Córdoba | TONI BLANCO

Los mercadillos no reiniciarán su actividad en Córdoba hasta la fase 3 de la desescalada en la crisis sanitaria del coronavirus, fase que se prevé iniciar en la segunda semana del mes de junio. Así lo ha anunciado el delegado de Gestión, Comercio y Mercados del Ayuntamiento de Córdoba, Antonio Álvarez, quien ha explicado que esta es una decisión "consensuada" con las asociaciones de vendedores ambulantes de la capital.

Álvarez ha recordado que el Ayuntamiento ha venido manteniendo conversaciones con los representantes de los vendedores ambulantes de cara a reiniciar su actividad y se ha decidido que no se va a proceder a su reapertura en la fase 1 de la desescalada, que previsiblemente comienza el próximo lunes, ni en la fase 2 prevista para el 25 de mayo, por las limitaciones de aforo y de número de puestos que podrían habilitarse en cada mercadillo. "Se va a proceder a idear y programar la apertura de los mercadillos para la fase 3, a partir del 8 de junio", ha avanzado el concejal.

Esta decisión se basa en "la opinión unánime de las organizaciones de venta ambulante de que, si no pueden trabajar todos y trabajar de una forma que puedan llevar a sus casas algún rendimiento, para eso prefieren esperar".

Según Álvarez, los vendedores ambulantes entienden "un trato discriminatorio por parte del Gobierno de la nación en relación al comercio y la hostelería" ya que solo se permite el 25% de los puestos autorizados en un mercadillo, mientras que en hostelería podrán abrir el 50% de las terrazas. Y, con respecto al pequeño y mediano comercio, "es cierto que se han limitado aforos y superficies, pero no tanto como para los mercadillos, que además se producen al aire libre y, probablemente, fuera mas fácil la adopción de medidas" en estos espacios.

Así, la limitación del 25% (de los puestos) unida a solo el tercio del aforo de lo posible hace que, estableciendo turnos de rotación, la mayor parte de los vendedores prácticamente solo pudiera instalar su puesto una vez al mes o dos veces como mucho. "Así resulta imposible desarrollar la actividad", ha dicho Álvarez.

Facilidades y ayudas

El responsable municipal de Comercio ha indicado que el Ayuntamiento ha ofrecido varias "facilidades que tenía previstas", como adoptar todas las medidas de pintado y señalización en el suelo, implantar medidas higienicosanitarias, papeleras, facilitar gel y mascarillas, etcétera e incluso se ha ofrecido la posibilidad de trasladar los mercadillos a la zona de El Arenal para contar con más espacio.

Así las cosas, el Ayuntamiento pretende emplear el mes de mayo en "incidir en el plan de chcoque que se están consensuando con los agentes sociales y donde el comercio ambulante tiene bastante que decir". El Consistorio prevé "ayudas en la línea de vuelta a la actividad del comercio", con ayudas a la dinamización empresarial y estudia otras más específicas para la venta ambulante.

Asimismo, Álvarez avanza que se hará "una apuesta por una campaña de concienciación, para que la ciudadanía vuelva a acudir a los mercadillos de siempre e ir pensando en el diseño de unos mercadillos del siglo XXI".

Etiquetas
Publicado el
8 de mayo de 2020 - 13:02 h
stats