La oposición acusa al alcalde de Córdoba de fomentar el transfuguismo por el "fichaje" de la exgerente de Cs

Podemos e IU reaccionan a la incorporación de Gómez Calero al equipo de Gobierno.

Rechazo unánime de los cuatro grupos de la oposición en el Ayuntamiento de Córdoba -PSOE, IU, Vox y Podemos- ante el "fichaje" de María Luisa Gómez Calero, exgerente del Imdeco, expulsada de Cs, como nueva delegada de Casco Histórico, como edil independiente.

Entre acusaciones al alcalde de Córdoba, José María Bellido, y al PP de fomentar el transfuguismo y denuncias a la futura concejala de aceptar "un salario público" para entrar en un gobierno en el que hay ediles a los que ella misma acusó de prevaricación. Así ha sido recibida la noticia, adelantada por este periódico, de la incorporación de Gómez Calero al equipo de Gobierno de PP y Cs.

Juan Alcántara: "Si no cesan a Torrejimeno, es que hay un doble pacto de silencio"

La primera reacción la han ofrecido conjuntamente Podemos e IU. El portavoz de Podemos, Juan Alcántara, ha considerado "un nuevo escándalo" el fichaje de Gómez Calero, y ha lanzado algunas preguntas a la ciudadanía cordobesa: "¿Cuál es el precio de la dignidad? ¿Cuál es el precio del silencio para este gobierno de PP y Cs en Córdoba?", ha cuestionado el concejal de Podemos, que se cuestiona si "el pacto de silencio" llegará "hasta los tribunales" o al "cierre de las comisiones de investigación" que hay abiertas para dirimir el pleito entre la nueva concejal y el delegado de deportes, Manuel Torrejimeno.

En este sentido, ha señalado que, "si no cesan a Torrejimeno", acusado de prevaricación hace un año por Gómez Calero cuando ambos estaban en el Instituto Municipal de Deportes, "es que hay un doble pacto de silencio" por parte tanto de PP como de Cs.

Pedro García: "Ha cogido una delegación que no existe por un salario"

Por su parte, el portavoz municipal de IU, Pedro García, ha acusado a la nueva concejala de aceptar "una delegación que no existe, sin competencias de nada". "Ha cogido una delegación que no existe por un salario", ha recalcado García, mostrando a los periodistas la documentación que la futura edil aportó a la oposición acusando a Torrejimeno de presunta prevaricación, y lamentando que, un año después, vaya a entrar "en el grupo político donde, según ella, se forja toda esta corrupción".

García también se ha preguntado qué va a ocurrir ahora con la comisión de investigación del caso Torrejimeno. "¿Qué va a decir ahora, que es mentira, que tuvo un mal día cuando lo escribió o que los WhatsApp que nos pasó son de Villarejo?", ha ironizado el portavoz de IU, que ha puesto en duda el encaje administrativo de la incorporación de Gómez Calero.

"No nos dejemos engañar. Ella entra en el grupo de Cs y entra en la disciplina de Cs. No hay más", ha dicho García, que ha resumido que Gómez Calero "no se va a los no adscritos porque se le puede declarar tránsfuga, porque no está claro si puede tener delegaciones o si puede tener un salario".

Ambrosio: "Recuerda a la solución adoptada en Murcia"

La siguiente reacción ha venido por parte de la portavoz del Grupo Municipal Socialista, Isabel Ambrosio, quien ha reflexionado que los últimos movimientos "evidencian el desmoronamiento y la desintegración de un grupo político como Cs, y que, al igual que ocurre en otros territorios, ha llegado a la ciudad".

Con respecto al papel del alcalde, ha criticado que haya resuelto la crisis con una intervención que "recuerda a la solución adoptada en Murcia", donde el PP ha eludido una moción de censura incorporando a tres diputados de Cs.

Asimismo, ha lamentado que se haya usado "como comodín o parche para salvar la estabilidad" la Delegación de Casco Histórico, pues afecta a una de las zonas más afectadas por la pandemia, no tiene competencias de cultura, infraestructuras o urbanismo, y fue "una de las promesas estrella de la campaña del PP" que ha acabado como "un fantasma".

Badanelli: "Se están comprando voluntades con dinero público. Con nosotros que no cuenten"

La última en reaccionar ha sido la portavoz municipal de Vox, Paula Badanelli, quien ha criticado duramente la decisión tomada por el equipo de Gobierno. "No todo vale en política. Estamos igual que en Murcia, comprando voluntades con dinero público", ha dicho Badanelli, que ha acusado a Bellido de "eludir la ley Antitransfuguismo buscando argucias".

La portavoz ha advertido de que, con este tipo de estratagemas, "no cuenten con Vox". "Está señora tienen que estar en los no adscritos y no en el Gobierno, que es lo que dice la ley", al tiempo que recuerda que, con su incorporación al ayuntamiento, convierte la comisión de investigación sobre Torrejimeno "en una tomadura de pelo". "Uno de los dos concejales miente o es el malo", ha afirmado.

Badanelli ha acabado su intervención con un mensaje para el alcalde de cara a la aprobación de los presupuestos: "Invitaría a Bellido a que, con la misma diligencia con la que ha cerrado este asunto, negocie los presupuestos con el resto de los grupos. Pero con Vox que no cuenten".

Etiquetas
Publicado el
16 de marzo de 2021 - 12:54 h