Diez detenidos cuando desguazaban una nave para robarla entera

La nave industrial, en el momento en que se estaba desguazando su techumbre.
La Guardia Civil sorprendió 'in fraganti' a un equipo que trabajaba coordinado con camiones y sopletes cuando cortaban los pilares que sostenían la techumbre

La Guardia Civil ha detenido in fraganti en Bujalance a diez personas, de edades comprendidas entre los 30 y los 40 años de edad, todos ellos vecinos de Córdoba capital, como supuestos autores de un delito de tentativa de robo consistente en desguazar la estructura metálica de una nave.

La Guardia Civil tuvo conocimiento a primera hora de la mañana del pasado día 25 de febrero, a través de una llamada telefónica recibida en el Puesto de Bujalance, de un ciudadano de la localidad, quien trasmitió sus sospechas de robo sobre diez personas que se encontraban en el interior de una nave industrial ubicada en una finca situada entre las localidades de Bujalance y Cañete de las Torres.

Inmediatamente, agente de servicio en el Puesto de Bujalance pasó el aviso a las patrullas de servicio por el casco urbano de Bujalance, desplazándose rápidamente al lugar indicado, al tiempo que pasó la incidencia a la Central Operativa de Servicios de la Guardia Civil de Córdoba, desde donde se estableció un dispositivo de control en las carreteras y caminos de acceso y salida a las localidades de Bujalance y Cañete de las Torres.

La patrulla de la Guardia Civil de Bujalance se trasladó inmediatamente al lugar y sorprendió en el interior de la nave a diez personas perfectamente organizadas que se encontraban desmontando y troceando la estrucctura metálica de la nave para proceder a su sustracción, según relata el instituto armado a través de una nota de prensa.

En el momento en que fueron sorprendidos estaban cortando las columnas de hierro de 80 centímetros de grosor que soportaban la techumbre de la nave industrial, para lo cual actuaban auxiliados de un soplete, tres bombonas de oxigeno y dos bombonas de propano.

Asimismo, el grupo de sospechosos ya habían cortado las vigas que soportaban el peso del tejado, auxiliados con sirgas de acero ancladas a sus vehículos, de modo que tirando de las columnas principales, conseguían hacer caer la estructura de la nave al suelo, desde donde trabajaban con mayor facilidad para cortar las más de cuatro toneladas de hierro que pesaban las columnas mayores y menores de la estructura, que una vez cortadas habían cargado en un camión que se encontraba en las inmediaciones.

Ante ello, la Guardia Civil procedió a la detención de estas diez personas como supuestos autores de un delito de robo con fuerza en las cosas y a la intervención del material utilizado por los ladrones para cortar y desmontar la estructura de la nave, entre otros, un soplete, varias bombonas de oxigeno y propano, así como, el propio camión que era utilizado por los detenidos para sustraer los trozos de las columnas y resto de la estructura metálica sustraida.

Entre los detenidos se encuentran varios especialistas en ferraya y construcción de estructuras metálicas similares a la que presentaba la nave industrial ahora desmantelada, lo que les permitió levar a cabo el complejo y peligroso trabajo de desmontaje de la estructura, al integrar el grupo de ladrones varios expertos en la materia y contar con material específico para este tipo de trabajos, apunta el instituto armado en su comunicado.

Los daños causados en la estructura metálica de la nave están valorados en más de 25.000 euros, si bien su valor de venta como chatarra esta tasado en 1500 euros.

Etiquetas
stats