Defensa asume que el cabo Soria murió “por errores” de Israel

El ministro Morenés, ante el féretro del cabo Soria en Cerro Muriano | MADERO CUBERO
El ministro Pedro Morenés comparece ante el Congreso de los Diputados para argumentar que no de los fallos del ejército hebreo fue el de no respetar la distancia de seguridad en los ocho disparos de mortero que cayeron sobre las tropas españolas

El Ministerio de Defensa ha asumido la tesis defendida por el estado de Israel para explicar el incidente que provocó la muerte por el alcance de un mortero del cabo malagueño de Cerro Muriano Francisco Javier Soria Toledo, fallecido cuando participaba en la misión de la ONU en Líbano el pasado 28 de enero. El ministro de Defensa, Pedro Morenés, ha comparecido esta mañana en el Congreso de los Diputados, donde ha explicado que el incidente se debió a “varios errores” del Ejército hebreo, entre ellos que no se respetase la distancia de seguridad en los disparos.

Así, el ministro afirmó que “el cabo Soria murió a causa del impacto sobre su posición de un proyectil de artillería israelí de 155 milímetros”, y que “el proyectil, lanzado a 16 kilómetros del punto de impacto, pretendía alcanzar posibles localizaciones de Hezbollah”, que previamente había atacado a Israel.

No obstante, “la batería israelí asumió un riesgo excesivo al considerar como distancia de seguridad menos de 500 metros con respecto al objetivo” ha afirmado el ministro Morenés, que ha asegurado que “se desviaron al menos ocho disparos”. “Los artilleros israelíes carecían de la posibilidad de efectuar corrección de tiro”, agregó.

“Israel reconoce su responsabilidad por el impacto, así como describe punto por punto los errores del fatal desenlace”, ha destacado el ministro español. Además, el ministro ha concluido que “no había ningún tipo de intencionalidad de Israel contra las fuerzas españolas, siendo su acción de respuesta y protección frente a Hezbollah”.

El Tsahal -acrónimo en hebreo de las Fuerzas de Defensa de Israel- respondía así fuego de Hezbolá -milicia chií del Líbano-. Este soldado formaba parte de la misión de paz de Naciones Unidas en la frontera entre el Líbano e Israel, para dar cumplimiento a la resolución 1.701 de la ONU. El militar habría muerto alcanzado por proyectiles a unos 20 kilómetros de la base Cervantes en la que están desplegados desde 2006 los militares españoles. Un informe anterior de la ONU atribuyó a Israel la responsabilidad de la muerte del soldado español.

Etiquetas
stats