Cae en Peñarroya una banda que cometió 11 robos en chalets y cortijos

Un agente muestra parte de los objetos recuperados.
La Guardia Civil detiene a seis personas que asaltaban los inmuebles para robar dinero y objetos de poco peso que tuvieran una venta fácil y rápida

La Guardia Civil ha detenido en Peñarroya-Pueblonuevo a seis personas, de edades comprendidas entre los 20 y los 40 años, conocidos todos ellos por sus amplios antecedentes policiales, que conformaban un grupo delictivo dedicado al robo en viviendas, casas de campo, cortijos y establecimientos. En total, se les acusa de ser los autores de un total de 11 robos en la comarca.

Las investigaciones se iniciaron cuando la Guardia Civil tuvo conocimiento a través de varias denuncias presentadas en el Puesto de Peñarroya-Pueblonuevo, que se estaban registrando delitos contra la propiedad, concretamente robos con fuerza en las cosas y hurtos en viviendas, segundas residencias, cortijos y establecimientos del término municipal de Peñarroya-Pueblonuevo, en los que el objetivo principal era dinero y efectos de poco peso, cómodos de transportar y que tuvieran una venta fácil.

Las inspecciones oculares efectuadas en los distintos lugares donde se fueron cometiendo los robos permitieron a la Guardia Civil saber que todos ellos habían sido cometidos con un modus operandi similar, lo que hizo sospechar a los investigadores que pudieran haber sido cometidos por un mismo grupo de personas.

Tras las primeras investigaciones, el instituto armado centró sus sospechas sobre un grupo de jóvenes de la localidad con amplios antecedentes delictivos. Al mismo tiempo, la Guardia Civil estableció un dispositivo de servicio específico en la localidad para prevenir este tipo de delitos.

En el desarrollo de la investigación se pudo saber que los robos estaban siendo cometidos por un grupo de personas perfectamente organizadas, compuesto por seis personas, de edades comprendidas entre los 20 y los 40 años, todas ellas vecinas de la localidad.

Ante ello, se estableció un dispositivo de servicio que permitió confirmar las informaciones recibidas y saber que parte de los efectos sustraídos pudieran encontrarse en dos viviendas que eran habitualmente utilizadas por dos de los integrantes del grupo delictivo. En los registros practicados en las viviendas la Guardia Civil se localizaron numerosos efectos al parecer de ilícita procedencia que está siendo objeto de estudio.

Ante ello, y tras obtener indicios suficientes de la participación de los seis integrantes del grupo en los robos investigados, se estableció un dispositivo de servicio que permitió localizarlos y detenerlos en fechas recientes en Peñarroya-Pueblonuevo. El estudio de los objetos intervenidos ha permitido ya esclarecer 11 robos y dos delitos de hurto, cometidos en viviendas, casas de campo y establecimientos de Peñarroya-Pueblonuevo.

Los objetos intervenidos, a efectos de su posible identificación, se encuentran en el Puesto de la Guardia Civil de Peñarroya-Pueblonuevo.

Etiquetas
stats