El Ayuntamiento no se echa atrás y vallará el Balcón del Guadalquivir

Torrico y Navas, junto a Laura Ruiz, antes del Pleno. | MADERO CUBERO
El Consistorio defiende los puestos de trabajo que creará el proyecto (casi 300) y que se ahorra porque se evita el vandalismo | La oposición en bloque lo rechaza y demanda que se escuche a los vecinos

El Balcón del Guadalquivir será vallado. Después de un intenso debate en el Pleno del Ayuntamiento de Córdoba, los responsables del Gobierno municipal no han dado marcha atrás y seguirán adelante con el proyecto, impulsado por el Área de Infraestructuras, para vallar una zona verde de más de 90.000 metros cuadrados.

IU y PSOE han elevado una moción al Pleno para intentar que el Ayuntamiento diera marcha atrás. Recibieron el apoyo de UCOR, pero el rechazo de los 15 concejales del PP (hoy faltó Ricardo Rojas), que suponen la mayoría absoluta del Pleno.

La concejal de Infraestructuras, Laura Ruiz, defendió el dinero que el Ayuntamiento se ahorrará en evitar el vandalismo que a diario sufre el Balcón del Guadalquivir. Ruiz cifró en 46.312 euros al año lo que el Consistorio se gasta en reparar el parque. En esta cantidad están los robos de los cables de riego, de los aspersores y el repuesto de docenas de árboles. También la destrucción del mobiliario urbano, la limpieza de pintadas y el ahorro que supondrían los 9.000 euros que cada año el Ayuntamiento invierte en colocar una valla provisional durante la Feria.

Además, Ruiz también defendió que las obras, que tendrán un coste cercano a los 600.000 euros, emplearán a 298 personas, a cargo del plan de empleo rural, el antiguo PER. También precisó que el vallado será muy similar al que ya se ha realizado en el parque Madre Coraje, conocido como de los Telettubies, con nueve puertas de acceso.

El proyecto fue duramente criticado por los tres grupos de la oposición. PSOE e IU incluso leyeron un escrito redactado por vecinos del Distrito Sureste que están en contra de la obra. Las dos formaciones consideraron que el proyecto además de caro es innecesario e incluso sus portavoces, Inmaculada Durán y Francisco Tejada, coincidieron en el argumento de que se hace para beneficiar un negocio privado sobre el disfrute público.

UCOR también se opuso y el propio Rafael Gómez instó al alcalde, José Antonio Nieto, a sentarse con los vecinos y dialogar. El regidor se ha visto esta tarde con el Consejo de Distrito Sureste para explicarle un proyecto que finalmente se va a ejecutar.

Etiquetas
Publicado el
17 de junio de 2014 - 20:30 h
stats