Ya saben quién es Lucas

El cordobés fue el mejor jugador español en la Minicopa 2015 | Su equipo, el Unicaja, acabó como subcampeón tras caer en la final ante al Real Madrid

Lucas Muñoz Lucena. Apunten este nombre. El escaparate de la Minicopa del Rey, disputada este fin de semana en Las Palmas, ha dado una nueva dimensión al jugador cordobés, cuya actuación en el torneo ha ratificado su condición como uno de los mayores talentos del país en la actualidad. Natural de La Rambla y de la generación de 2001, Lucas (escolta, 1'76) jugó en su pueblo antes de ser reclutado por el Colegio Virgen del Carmen, donde su proyección se disparó. Después de dominar absolutamente en las ligas provinciales y ser pieza clave en las selecciones de Córdoba, Andalucía y España, llegó este verano al Unicaja infantil para afrontar un desafío mucho mayor. Quienes albergaran alguna duda sobre el potencial de Lucas en un foro de mayor exigencia ya la habrán disipado ante la evidencia de los hechos: el cordobés ha sido el mejor jugador español en el torneo de Copa para infantiles. El más destacado ha sido el británico Kareen Queeley, un escolta de 1'88 con físico de adulto que lideró al Real Madrid actuando como invitado desde el Leicester Warriors.

El papel de Lucas en el equipo que entrena el exACB Manolo Bazán ha sido fundamental. El polivalente jugador rambleño ya sobresalió en el estreno en la competición, ante el CAI Zaragoza (61-82), contribuyendo con 21 puntos. Frente al Bilbao Basket (83-44), su técnico le reservó para compromisos más duros y el Unicaja se bastó con el portentoso Golden Naemeka (31 puntos) para controlar la situación. Lucas regresó con todo su fulgor en el partido decisivo ante el Barcelona, en el que los malagueños ganaron por 76-82 tras una prórroga en la que el cordobés hizo 7 de sus 19 puntos. Su alianza con Golden (30 puntos, 31 rebotes, 43 de valoración) fue brutal.

Ya en la final esperaba la "multinacional" del Real Madrid, que acudía con jugadores invitados como el finlandés Erik Sajantila (escolta, 1'89), el bosnio Lazar Zivanovic (escolta, 1'94) y el británico Kareem Queeley (alero, 1'88). Este último fue el héroe de la final, en la que venció el Madrid por 60-83, tras anotar 36 puntos, 13 rebotes, 5 mates y 43 de valoración. Lucas fue el mejor del Unicaja, anotando 24 puntos. Su eliminación por faltas personales -todo el público del Centro Insular de Deportes le ovacionó- allanó aún más el camino a los blancos, que arrollaron en el último cuarto (14-30) para sacar adelante el que seguro que ha sido el partido más complicado de cuantos han disputado esta temporada. El campeón fue el Madrid y el MVP del torneo lo conquistó Queeley, pero queda una cuenta pendiente. Quizá en el Campeonato de España de clubes vuelvan a verse las caras. Y ahí estará de nuevo Lucas.

Etiquetas
Publicado el
23 de febrero de 2015 - 13:52 h