El obispo recuerda que la Navidad “es una invitación a compartir con quienes viven en la pobreza degradante”

Demetrio Fernández, obispo de Córdoba.

El obispo de Córdoba, Demetrio Fernández, ha recordado que uno de los principales mensajes que nos trae la Navidad es que la misma “es una invitación a compartir con quienes viven en la pobreza degradante”, la cual, según ha subrayado, es “consecuencia de la injusticia de los demás”.

En este sentido y en su carta semanal, el obispo ha señalado en su carta semanal, recogida por Europa Press, que Jesús “nace en la pobreza más absoluta, para que nadie tema acercarse a él y para que todos entendamos en qué contexto quiere ser reconocido y recibido”.

Por ello, según ha argumentado, “Navidad lleva consigo como perfumes propios la pobreza y la austeridad de vida, la obediencia a los planes de Dios, sean cuales sean, incluso los que contradicen nuestros planes previos”, añadiendo que, además, “Navidad es pureza de alma, pureza de corazón y de cuerpo”, de modo que “una virtud propia de Navidad es la castidad”.

Junto a ello, Demetrio Fernández ha subrayado que “María y José han recibido la vocación y la misión de ser esposos el uno para el otro y padres de Jesús en la tierra”, conformando “la Santa Familia de Nazaret, icono de la comunidad trinitaria del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo”.

En consecuencia, el obispo ha resaltado que “la Navidad es fiesta de familia, de la familia tal como Dios la ha pensado, donde cada uno de sus miembros es querido por sí mismo y donde todos encontramos el calor necesario para crecer en el amor”.

Etiquetas
stats