El trío cordobés, a mantener la hegemonía con España

.

La selección española absoluta de fútbol sala ya está lista para iniciar una nueva andadura en el Campeonato de Europa, que se celebra desde el 30 de enero hasta el 10 de febrero en Ljubljana (Eslovenia). Una cita para la que el seleccionador José Venancio López contará con los cordobeses Bebé y Solano (Inter Movistar), así como del guardameta Carlos Barrón (Palma Futsal), y cuyo objetivo es revalidar el título continental obtenido hace dos años en Serbia. El único superviviente provincial de aquel hito es el cierre del conjunto madrileño, mientras que Solano y Barrón debutarán con el combinado absoluto en una competición internacional.

España es la gran favorita del torneo, no solo por ser la actual campeona, sino también por ser la selección con más entorchados europeos de la historia. Hasta siete coronas (1996, 2001, 2005, 2007, 2010, 2012 y 2016) suma en total, seguida de Italia (2) y de Rusia (1), y siendo éstos tres los únicos países que han ganado el mencionado trofeo desde 1996. Un bagaje envidiable, en el que también puede presumir de ser el único equipo europeo que ha ganado el Mundial (2000 y 2004). La plantilla, completada por Paco Sedano, Carlos Ortiz, Pola, Rafa Usín, Lin, Álex, Miguelín, Marc Tolra, Adolfo y Joselito, marcha con una magnífica trayectoria, después de haber sido campeona del Grupo D en la ronda principal, en la que se deshizo de Moldavia (7-0), Serbia (6-0) y Polonia (1-1).

“Creo que hemos formado un grupo muy sólido, donde estamos trabajando muy duro. Las sensaciones son muy buenas. Estoy con mucha ilusión, con muchas ganas. Espero que mi trabajo se vea recompensado, y voy a dar el máximo. Tenemos que ser ambiciosos y conseguir el Europeo”, afirmaba Solano en los días previos al viaje a Eslovenia.

El combinado nacional debuta este mismo miércoles día 31 ante Francia (20:45 horas), y cerrará el Grupo D ante la siempre complicada Azerbaiyán el 4 de febrero (20:45 horas). El conjunto galo debutará en la mencionada competición, tras haberse convertido en el primer equipo en lograr el pase a la fase final desde la de clasificación desde Turquía en 2012. De hecho, para llegar aquí han tenido que superar una ronda preliminar (Andorra y Lituania), una principal (Rusia, Turquía y Eslovaquia) y un playoff (Croacia). El camino del conjunto asiático ha sido más parecido al de España, después de haber salido vencedor del Grupo B en la anterior ronda.

Etiquetas
stats