Cuando sobran los motivos para hacer lo que es debido

Ghilas y Xisco corren durante un entrenamiento | ÁLVARO CARMONA
El Córdoba, con Djukic de estreno en el banquillo, busca una victoria que le saque de la última plaza | Recibe en El Arcángel a una Real Sociedad agobiada por su mal arranque | José Carlos, novedad en la lista

Quiere ganarse su derecho a seguir sufriendo. Porque eso, y no otra cosa, es lo que le espera al Córdoba en el curso 14-15, el de su retorno a la máxima categoría después de cuatro décadas. El equipo blanquiverde ha encadenado ocho jornadas sin conocer la victoria, es colista en la clasificación y hace unos días ha puesto en la calle al entrenador del ascenso, Albert Ferrer, confirmando que las inexorables leyes del fútbol están por encima de sentimentalismos. Su situación puede empezar a cambiar a partir de la noche del sábado. Eso es lo que pretende con la llegada al banquillo de Miroslav Djukic, un tipo curtido que quiere devolver al equipo el sentido de la realidad. “Los jugadores del Córdoba deben saber que deben estar preparados para sufrir, porque hay que luchar para quedarse en Primera”, dijo en su comparecencia ante los medios previa al partido ante la Real Sociedad, un adversario herido y en pleno descrédito por su pobre arranque liguero. Su técnico, Jagoba Arrasate, está pasando sus peores momentos, quizá los últimos, como responsable de los 'txuri-urdin'. Todo eso trae sin cuidado a Djukic, que bastante tiene encima como para preocuparse de los males ajenos. “Lo primero, nosotros”, ha dejado bien claro.

El sevillano Crespo es el único futbolista que no está en condiciones de ser alineado por Djukic, que preparó una sesión de entrenamiento esta misma mañana. Después dio una convocatoria en la que hay alguna que otra sorpresa. Se cayó Adrián Gunino por razones técnicas y entra por primera vez el onubense José Carlos, que lleva ocho meses fuera de los terrenos de juego y aún no ha debutado ni siquiera en un amistoso, como le ocurrió a Carlos Caballero. El madrileño, por cierto, no está entre los citados, al igual que el japones Havenaar o el central Deivid, que deja su plaza a Iago Bouzón. Vuelve también el camerunés Patrick Ekeng, quedándose fuera López Silva y Fede Vico. Los primeros 18 escogidos por Djukic son Juan Carlos, Mikel Saizar, Íñigo López, Iago Bouzón, Edu Campabadal, Pantic, Dani Pinillos, López Garai, Ekeng, Luso, Fausto Rossi, José Carlos, Fede Cartabia, Borja, Fidel, Abel, Xisco y Ghilas.

Una victoria sacará al Córdoba de la última posición y le servirá para arrancarse la etiqueta de único equipo que no consigue la victoria. No es, desde luego, nada definitivo, pero dadas las circunstancias y la condición de novato del Córdoba -y de su entorno-, le conviene ir dándose alguna ración de autoestima antes de que lo engullan sus propios complejos. La alineación de Djukic es una incógnita. Se prevé que mantenga el 4-2-3-1 y se espera que los futbolistas den un paso adelante en cuanto a intensidad y concentración. Es lo típico cuando hay cambio de jefe en el banquillo, aunque en esta ocasión será también una exigencia desde un graderío que hasta ahora se ha mostrado benévolo con las pifias del Córdoba. Parece evidente que el plazo de tolerancia infinita ya se ha terminado con la fulminante destitución de Ferrer y la llegada de Djukic, un episodio que abre definitivamente las puertas de la auténtica batalla del club. Todo esto va a costar y hay que estar dispuestos a pagar.

La Real Sociedad, que sólo ganó una vez en Córdoba en sus siete visitas, llega con Arrasate más fuera que dentro. El técnico donostiarra lleva varias semanas desayunando con noticias que hablan de su destitución inmediata. La semana pasada sobrevivió al enésimo mazazo -derrota en Anoeta por 1-2 ante el Getafe, en el descuento- y al anuncio de conversaciones de Aperribay, presidente realista, con Pepe Mel. Le está tocando padecer el proceso habitual en las destituciones, con sus dolorosas previas y sus aliviantes desenlaces. Nada que no se sepa en Córdoba, donde en los últimos años se ha resucitado el mito de la “trituradora”. El último periodo de estabilidad lo protagonizó, en Segunda, el granadino Lucas Alcaraz. Quien, por cierto, debutó en el banquillo del Levante -donde acaba de sustituir a Mendilíbar- con una goleada en Vigo ante el Celta (3-0). Esto va a ser un infierno. El Córdoba sueña con no salir chamuscado.

ALINEACIONES PROBABLES

CÓRDOBA CF: Juan Carlos, Campabadal, Pantic, Íñigo López, Pinillos, Luso, Fausto Rossi, Fede Cartabia, Fidel, Borja y Ghilas.

REAL SOCIEDAD: Zubikarai, Yuri, Íñigo Martínez, González, Zaldúa, Bergara, Zurutuza, Castro, Canales, Carlos Vela y Agirretxe.

ÁRBITRO: Carlos Del Cerro Grande (Colegio Madrileño).

CAMPO Y HORA: El Arcángel (sábado, 22:00, Cuatro).

Etiquetas
stats