El Real Club Priego TM trabaja contra reloj para no renunciar a Europa

Carlos Machado, en un partido del Cajasur Priego | REAL CLUB PRIEGO TM

Pasa de la máxima felicidad a la mayor de las incertidumbres, que pretende no sea la más alta de las frustraciones. Sólo dos meses diferencian una situación de la otra, si bien la primera es por mérito propio y la segunda por demérito ajeno. Sea como fuere, es una jornada complicada la de este martes para el club más exitoso de la provincia. Éste no es otro que el Real Club Priego Tenis de Mesa (TM), que vive una realidad un tanto apurada de cara a la próxima temporada. En concreto, la entidad trata de evitar una dolorosa renuncia a Europa. De entrada, trata de lograr una moratoria del plazo de inscripción, que termina este martes a las 23:59, con la solicitud en este sentido a la Real Federación Española de Tenis de Mesa (RFETM). Mientras, trabaja contra reloj para contar con un patrocinador privado debido a la falta de respaldo público.

Días atrás, el Real Club Priego TM llegó a definir su postura como una imposibilidad absoluta de participar en competición continental la campaña 2020-21. La situación no varió demasiado pero sí procura contar con un sponsor que permita la oportunidad de, al menos, estar en la Copa de Europa (ETTU Cup) con su equipo masculino. Lo cierto es que todo va a depender de que la RFETM conceda la mencionada moratoria, dado que el período de alta en torneos europeos concluye precisamente este martes. Dicho plazo es el establecido por la Unión Europea de Tenis de Mesa (ETTU). En efecto, la opción que maneja la entidad presidida por Jesús Machado en este instante es la inscripción tan sólo de su principal conjunto y no también del femenino -que no es menos importante-. Como es lógico, la razón es la carestía que supone la presencia de los dos cuadros en estos campeonatos, que dificulta de hecho la de sólo uno.

El trance es consecuencia directa de la falta de respaldo por parte de las instituciones públicas. Por ejemplo, el Real Club Priego TM no va a recibir ayuda económica de la Junta de Andalucía, tal y como previera. Tal hecho es el que coloca en tan complejas circunstancias a la que es una de las entidades más potentes y laureadas del tenis de mesa español. Sin ir más lejos, el pasado 30 de abril obtenía su sexto título de Liga en Superdivisión masculina. Así fue tras la decisión de la RFETM después de aprobar la cancelación de la temporada con motivo de la emergencia sanitaria de Covid-19. Fue hace ahora dos meses exactos, como quedó escrito. De esta forma, el equipo tendría derecho a competir en Champions, la máxima categoría continental.

La pasada campaña el éxito del club de la Subbética fue total pues también alcanzó el billete para competición europea con su cuadro femenino. El Hotel Museo Patria Chica acabó sexto en Superdivisión y se ganó el derecho de estar en la Copa de Europa. De esta forma, las ilusiones eran máximas en el Centro Especializado de Tecnificación Deportiva de Priego. Éstas se encuentran hoy por hoy en situación de gran fragilidad. Dadas las circunstancias, la entidad trata de conseguir al menos la inscripción del conjunto liderado por Carlos Machado en el segundo torneo europeo. Eso sí, de lograr que así fuera, el Cajasur podría recibir incluso invitación para participar en Champions. Por otro lado, si la tentativa resulta en un patrocinio elevado y concediera una mayor cuantía de ingresos también ingresarían en la Ettu Cup las féminas.

Por tanto, la jornada de este martes es realmente trascendente para el Real Club Priego TM. La renuncia a competiciones europeas supondría un gran varapalo para la entidad, ya que además el Cajasur es un habitual desde hace años en el continente. Incluso llegó a pasar alguna que otra ronda hasta en ese momento marcada como corte hace sólo unas campañas. Con todo, se hace necesaria la referida moratoria de plazo por parte de la RFETM y la ETTU. No queda otra que permanecer a la espera desde fuera, mientras el club trabaja a destajo, para conocer qué sucede finalmente.

Etiquetas
stats