La Línea, un escenario de ingrato recuerdo

Estadio Municipal de La Línea de la Concepción.

Una salida de las que saben a fútbol de antaño. De esas en las que hay que desempolvar mucho la memoria para rescatar algún recuerdo nítido. El Córdoba viaja este fin de semana (domingo, 12:30) a La Línea de la Concepción para medirse, casi tres décadas después, a la Balompédica Linense de nuevo en partido oficial. De hecho, algunos de los actuales futbolistas blanquiverdes aún no habían nacido la última vez que ambos conjuntos se vieron las caras sobre el césped gaditano, mientras que otros tantos estaban dando posiblemente sus primeros toques al balón. En efecto, los de Raúl Agné afrontarán un encuentro inédito para muchos aficionados, aunque hace algunos años era un clásico de la tercera categoría nacional. Y La Línea siempre fue territorio hostil para los blanquiverdes.

Apenas un triunfo logró rascar el cuadro califal en un total de nueve salidas, además de cuatro empates. Así, el último precedente data del curso 1992-93, que finalizó con empate a cero. Años después, los cordobeses vivieron una etapa de crecimiento, acumulando una notable trayectoria en Segunda -con una escala puntual en Segunda B y después en Primera-, mientras que los linenses padecieron la irregularidad de estar sin rumbo fijo entre Tercera y Segunda B. Y ya no volverían a encontrarse.

Ahora, ambos conjuntos volverán a reeditar un encuentro que tuvo como punto de partida la temporada 1955-56, militando los dos en Tercera. Aquel primer episodio tuvo lugar ya en la promoción de ascenso a Segunda. El duelo se resolvió por 1-0 a favor de la Balompédica, aunque sería el Córdoba el que lograse ascender finalmente. Después habría que esperar hasta la campaña 1983-84, en el Grupo II de Segunda B. El azar hizo que la primera visita aquella temporada fuese en Copa, en un partido que se resolvió con empate a tres. Ese sería el enfrentamiento con mayor registro de goles y el más positivo de ese año para el cuadro califa, que en competición doméstica cedió por 2-1.

La década de los ochenta no trajo tampoco regularidad en sus enfrentamientos. Primero acumularían dos cursos consecutivos viéndose las caras en el mencionado grupo de la categoría de bronce. En la 1985-86 vencerían de nuevo los linenses, tras generarse un 3-0 en el marcador Rícar y Coco recortarían distancias. No hubo remontada (3-2). Mientras, en la 1986-87 se acumularía de nuevo un empate sin goles.

La nómina de encuentros llegó a su fin con cuatro cursos consecutivos de enfrentamientos. Aquella fue la mayor racha en la que coincidieron en la misma competición y desde entonces no han vuelto a cruzarse. En la 1989-90, en el Grupo III, el resultado finalizaría de nuevo con empate (2-2). En este caso, los blanquiverdes acariciaron la victoria al ponerse hasta dos veces por delante de la mano de Momparlet, que firmó un doblete, aunque Carrazoni acabaría sellando la igualdad. Ese intento de asalto se completaría al año siguiente, pues fue entonces cuando el Córdoba consiguió su única victoria hasta la fecha en La Línea, tras un solitario gol de Biri (0-1). De nuevo volvería a ceder en la 1991-92 (2-1), con ambos equipos encuadrados ya en el Grupo IV, para poner fin con el mencionado empate a cero en la 1992-93.

Etiquetas
Publicado el
13 de diciembre de 2019 - 07:10 h
stats