Quince años de un ascenso inolvidable para el Córdoba CF

Javi Flores, junto a Pierini, celebrando en ascenso de 2007

Días de recuerdos y muchas emociones en el entorno cordobesista. Este viernes, 24 de junio, se han cumplido nada menos que quince años del último ascenso del Córdoba CF a Segunda División, cosechado en el año 2007 en Huesca. Sin duda, un momento grabado en la historia del club blanquiverde, y que, en este caso, guarda un significado especial tras el reciente fallecimiento de Rafael Campanero, presidente en aquel entonces de la entidad. Aquella promoción en El Alcoraz fue la tercera en su legado y la última que pudo celebrar como máximo dirigente. Sea como sea, el tiempo le guarda un puesto privilegiado, siendo en los últimos años el presidente de honor y socio número uno.

De este modo, cabe recordar que aquel ascenso llegó tras una victoria por 2-0 en la ida, ratificado con 1-1 en la vuelta en el feudo oscense, con un tanto de Dani desde el punto de penalti. Un encuentro que fue una auténtica encerrona para los blanquiverdes, que tan solo dispusieron de 175 entradas (de ahí el famoso cántico) enviadas por el club local. Eso sí, la afición se las apañó para conseguirlas por su cuenta y llenó por completo precisamente ese fondo en el que se festejó el único gol cordobesista.

Muchos son los nombres que se recuerdan de aquella gesta. Campanero en la presidencia, Pepe Escalante en el banquillo, Pierini, Arteaga, Guzmán, Javi Moreno o Javi Flores, el único superviviente que queda en el club de aquella histórica promoción. Y el mismo centrocampista de Fátima, uno de los héroes de la vuelta a Segunda en Hueca, ha querido recordar aquel año admitiendo que “es una de las fechas marcadas en el cordobesismo, aquel 175, ven y cuéntalos”.

El actual capitán blanquiverde subraya que fue “un ascenso que nos hacía volver al fútbol profesional” y que para él “fue de lo más bonito que he vivido en el Córdoba CF”. Igualmente recuerda que lo vivieron “con mucha presión”, pues sabían que jugaban “con una ciudad detrás y eso siempre pesa”. Así, tras el 2-0 en El Arcángel, en “Huesca se puso pronto complicada la cosa, pero al filo del descanso, entre el penalti y la expulsión se aclaró un poco todo, y pudimos conseguir el ascenso”.

De aquel Javi Flores al de hoy en día han cambiado “muchas cosas”, pues en ese año 2007 se trataba de un futbolista “sin experiencia”, aunque “tenía más chispa, más velocidad” y ahora es “un jugador en otra posición, con más experiencia y puedo leer mejor los partidos. Ahora no soy tan poderoso, pero con la experiencia intento que no se me vean tanto las carencias”. 

Etiquetas
stats