Termina el festival sin concesiones

Concierto de Pat Metheny en el Teatro de la Axerquía. | MADERO CUBERO
La cita anual con la guitarra vuelve a abrirse a nuevos sonidos mientras busca ampliar su gama de público

Se acabó. El Festival de la Guitarra de Córdoba terminó este sábado con la actuación del guitarrista Joe Satriani en el Teatro de la Axerquía. Atrás ha quedado lo que el organizador de esta cita anual, , Juan Carlos Limia, define como “un festival sin concesiones” en el que el instrumento que le da nombre ha recuperado el protagonismo absoluto de la mano de figuras consagradas internacionalmente como Pat Metheny, el propio Satriani o Raúl Midón.

El Festival de la Guitarra de Córdoba ha vuelto a abrirse a distintos sonidos buscando reflejar los múltiplen universos a los que el público puede viajar navegando sobre el mástil de seis cuerdas. Saltando del traste más jazzístico al flamenco o al indicado para un repertorio clásico. “Uno de los motivo es intentar hacer una labor de apertura de los estilos y las músicas”, señala Limia haciendo referencia al espíritu explorador y divulgador que siempre ha caracterizado a la cita cordobesa en sus más de tres décadas de vida. Buena muestra de este punto arriesgado es el concierto que ofrecieron los hermanos Grygorian con un repertorio muy poco habital en este tipo de encuentros.

En esta edición el Festival ha vuelto a dar un paso más en la pugna que mantiene consigo mismo para tratar de recuperar un tramo de edad del público que desde hace años acude menos a la oferta que plantea el Festival. “hay una franja de edad, entre los 20 y los 35 años que heos de lograr atraer”, explica Limia. La razón es sencilla, esas generaciones garantizarán la pervivencia del Festival pues son las que se harán cargo de el miso dentro de no tanto tiempo.

Este año henos logrado atraer a público de entre 15 a 20 años gracias al concierto de Leiva, pero no había que ser un experto para darse cuenta de que en los dos últimos conciertos,los de Loquillo, Rut y Satriani, la media de edad debía de rondar los 45 años“, subraya Juan Carlos Limia. ”Eso es algo que en los que tenemos que seguir trabajando“, concluye.

Etiquetas
stats