Denuncian ante la Guardia Civil el envenenamiento de gatos en la Ribera

Gato de la colonia de la Ribera

Una vecina de Córdoba, Carmen Carmona, ha interpuesto una denuncia ante el Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona) de la Guardia Civil por el envenenamiento y muerte de dos gatos en la Ribera y por una herida de perdigones que otra gata, ñada, ha sufrido en los últimos días. Para disuadir a los culpables ha plegado la zona de carteles alertando de lo sucedido.

Fue la semana pasada cuando la cuidadora de esta colonia, Olga, y Carmen "echaron en falta" a dos gatos que habitaban en el solar vallado que se ubica entre establecimientos de hostelería. Carmona había conocido a los felinos después de que una vecina de la zona le pidiera ayuda para rescatar a una gata que estaba preñada. "No quería que pariera en la calle y como era muy buena, pudimos capturarla y llevarla al veterinario", cuenta la joven.

Durante el tiempo que duró la captura asegura que mantuvo contacto con todos los gatos de la colonia, "en especial con uno rubio y otro tricolor de pelo largo". Sin embargo, la cuidadora de la colonia, Olga, dejó de verlos, "una situación muy rara porque ella acudía a diario a ponerles de comer". Cabe destacar que el propio dueño del solar es el que facilita la entrada a la cuidadora con el único objetivo de alimentar a los gatos y proporcionarles un mejor ambiente. Fue entonces cuando, al entrar, Carmona y Olga vieron que aquellos dos gatos que habían echado en falta habían fallecido.

Sin embargo, la sorpresa de estas mujeres fue a más "cuando una ecografía posterior reveló que la gata preñada tenía perdigonazos entre una de las mamas y en la cabeza". Carmona sostiene que los culpables de las dos muertes y de las heridas de la felina "no son fuera sino que están entre los bloques que lindan con el solar". De hecho, explica, que otra noche que se encontraban ella y la cuidadora de la colonia capturando a otros gatos, "alguien sacó del edificio de la derecha una manguera y nos echó agua".

La mujer lamenta que estos hechos "no son aislados" ya que también se habrían producido en las colonias ubicadas en la Plaza del Rocío "donde había 13 gatos y desde hace tiempo sólo hay tres y uno ya lo han encontrado envenenado". "Cuesta mucho entender que somos cuidadoras por nuestra cuenta y que invertimos nuestro dinero en castrar a los gatos y en cuidarlos. Los felinos son muy importantes porque en las zonas en las que están, por ejemplo, no hay plagas de otros animales", defiende esta cuidadora, que denunciará los hechos ante la Policía Local.

Etiquetas
Publicado el
7 de abril de 2021 - 05:45 h
stats