'Escuelas de Calor' critica que el curso comience "con la misma carestía de recursos humanos y materiales"

Preparativos para el inicio del curso pasado en el colegio Salvador Vinuesa | ÁLEX GALLEGOS

La plataforma de familias de la educación pública 'Escuelas de Calor' ha advertido este lunes de que el nuevo curso escolar 2021-22 se presenta en Andalucía "con la misma carestía de recursos humanos y materiales que viene siendo la norma desde hace ya una década", pese a "la permanente retahíla de anuncios, datos y cifras que maneja la Consejería de Educación y Deporte capitaneada por Javier Imbroda", que "la realidad de las aulas desmiente de manera descarnada".

Así lo subraya esta plataforma en un comunicado "a tan sólo cuatro días del comienzo de curso 2021-22 en Primaria" en el que asevera que el sistema educativo andaluz "adolece de carencias crónicas a las que se suman las originadas por la pandemia" de Covid-19.

"El autoproclamado 'gobierno del cambio' de Juanma Moreno no ha hecho sino agudizar las políticas de desmantelamiento de la educación pública andaluza, en la que se soportan ratios imposibles, faltan docentes y la atención a la diversidad se hace inviable", manifiestan desde Escuelas de Calor, desde donde avisan de que, "si a este escenario se le añade el contexto de la pandemia, la situación se agrava de manera alarmante".

Para Escuelas de Calor, las medidas tomadas el curso pasado frente a la Covid fueron "del todo insuficientes y no sirvieron para bajar la ratio, ni hicieron los centros seguros", y en esa línea la plataforma critica que "la plantilla de refuerzo Covid fue muy escasa", y "en la mayoría de los centros no había espacio para los ansiados desdobles".

"Si con los refuerzos de curso pasado no hubo seguridad, ni bajó la ratio, tampoco eso pasará este curso en el que se recortan los refuerzos Covid pese a que seguimos en pandemia", sostiene el colectivo de Escuelas de Calor, que subraya que, "para protegernos del contagio en las aulas, siempre hicieron falta varias capas de seguridad --ventilación, medición de CO2, filtrado de aire, mascarillas homologadas, distancia social, bajar la ratio, adecuado rastreo de positivos--" que en los centros educativos, "salvo excepciones, nunca se aplicaron como en otros ámbitos de la vida social".

"La prioridad fue mantenerlos abiertos y en uso, trasladando la responsabilidad y la presión a equipos directivos, docentes y familias", indican desde Escuelas de Calor, que reivindica la educación pública como "un derecho de nuestros niños y niñas y una obligación para quienes la gestionan desde la Junta de Andalucía".

La plataforma concluye avisando de que su "lucha y defensa de la pública es y va a seguir siendo por la aplicación de la Ley de Bioclimatización, por la bajada de ratio, por plantillas docentes adecuadas a las necesidades, por los recursos que permitan la digna atención al diverso alumnado con necesidades específicas de apoyo educativo, por mejorar las infraestructuras educativas y un largo etcétera que hagan de la educación pública andaluza lo que merece su comunidad educativa y aspiraciones de futuro".

Etiquetas
Publicado el
7 de septiembre de 2021 - 06:00 h