“No somos gilipollas. Nadie va a darle una patada a un policía”

Alba Doblas, José Manuel Rincón y Pedro García, esta mañana en la sede de IU.
La parlamentaria andaluza de IU Alba Doblas, indignada con la condena a un año a un militante detenido en la huelga del 14N, rechaza la “deriva inconstitucional” de la justicia

“No somos gilipollas. Nadie va a darle una patada a un policía”. La parlamentaria andaluza de IU por Córdoba Alba Doblas ha mostrado esta mañana su indignación más absoluta ante la condena a un año de cárcel al militante de la coalición de izquierdas José Manuel Rincón, detenido durante la huelga general del 14 de noviembre de 2012. Doblas, acompañada del militante condenado y del coordinador provincial de IU, Pedro García, consideró injusta una sentencia en la que a su juicio no se ha aplicado la presunción de inocencia, ya que sólo con un parte de lesiones y la testifical del policía se ha condenado a Rincón.

“Yo estaba allí. No pasó nada y no hubo ninguna agresión”, insistió. De hecho, aseguró que “más increpé yo al policía para que se identificara que otra cosa”. Además, afirmó que momentos antes de que se produjeran los hechos un grupo de manifestantes estuvo a punto de ser arrollado por un coche policial. Alba Doblas lamentó también la “deriva inconstitucional” de la justicia española ya que ayer trascendió otra sentencia: la absolución de José Bretón de un delito de malos tratos que no ha quedado acreditado. “Las lesiones que tiene que acreditar una mujer maltratada no tienen nada que ver con las que aporta un policía”, lamentó Doblas.

En el juicio, que se celebró la pasada semana, el acusado negó todos los hechos y recalcó que “dos años después, sigo preguntándome por qué se me detuvo”. Del otro lado, el agente que le detuvo le identificó “sin ningún género de dudas” y le señaló como el instigador de un conato de revuelta que, según su versión, motivó que las dotaciones policiales se viesen rodeadas por “cerca de 400 personas” en las proximidades de la calle Concepción. Asimismo, el policía señaló que Rincón le arrojó un objeto y le dio una patada, motivos por los que en la vista oral ratificó su reclamación de indemnización, atendida por la sentencia, contra la que cabe recurso en el plazo de diez días.

En el fallo judicial, notificado a las partes ayer, el juez señala que, aunque las versiones son contradictorias y ninguno de los testigos, ni de la acusación ni de la defensa, ni el vídeo que se aportó como prueba, han podido acreditar que vieran al acusado lanzar objetos contra el agente “resulta más creíble” la versión del Policía, ya que viene avalada por un parte de lesiones “llevando todo ello a concluir que los hechos ocurrieron tal y como se han declarado probados”. Esto es, que el acusado “sin motivo ni razón alguna, sin que hubiere mediado provocación alguna por parte del agente, arremetió de forma súbita conra él dándole una patada en la pierna, habiéndole lanzado previamente un objeto” que le causó una brecha al policía.

Rincón ha sido condenado también a pagar una indemnización de 213 euros al agente y a una multa de 180 euros. Pedro García avanzó que será IU la que afronte estos gastos, además del coste del proceso judicial al que se ha enfrentado Rincón desde hace casi dos años. García consideró que el de ayer “fue un día aciago y cruel para la democracia y el futuro de las libertades” en España con la entrada en prisión también de Carlos Cano, un joven de Castro del Río condenado a tres años por hacer de piquete en Granada.

Por su parte, José Manuel Rincón quiso agradecer los apoyos que está recibiendo desde hace dos años en los que cada 15 días tiene que acudir a un juzgado a firmar y volvió a reiterar que sufrió una “detención ilegal”. “Ésta es una condena a la actividad política, sindical y de manifestarse”, declaró, al tiempo que aseguró que “no se trata de un caso aislado, sino que hay cientos de personas en España en situaciones como la mía o peores aún”.

Etiquetas
stats