Multan con 578 euros a tres porteros de una caseta por dar patadas y morder a un camerunés

Portada de la Feria de Córdoba | ÁLEX GALLEGOS

El Juzgado de Instrucción número 5 ha condenado a tres porteros de una caseta de la Feria de Córdoba al pago de una multa de 578 euros por un delito leve de agresiones hacia un joven camerunés. Los hechos ocurrieron a las 2:00 del 20 de mayo de 2018 cuando el chico se disponía a entrar en la caseta de la Asociación Carnavalesca y los vigilantes de seguridad le negaron el paso.

Según la exposición de los hechos, el joven preguntó a los porteros por qué se le prohibía su entrada en la caseta, pero estos no le respondieron y se inició la discusión. Seguidamente, uno de los porteros "comenzó a golpearlo" y posteriormente se unió a la agresión otro vigilante y un auxiliar empleado en la caseta. Tirado en el suelo, el joven camerunés siguió recibiendo "patadas por todas partes" hasta que intervino una pareja, que ha sido testigo fundamental durante el juicio.

El joven sufrió las siguientes lesiones: herida en la nariz por mordedura, contusión en rodilla izquierda y columna dorsal, y esguince en la muñeca derecha. A pesar de ello, el informe del forense certificó un pronóstico leve y estableció cuatro días como el tiempo total de recuperación, que tampoco le debería impedir realizar sus actividades habituales.

No ha quedado acreditado que la pareja de testigos amenazara a los porteros y al auxiliar de la caseta -tal y como denunciaron los acusados en anteriores vistas orales y un año después de los hechos-, al igual que no consta que el joven camerunés se dirigiera a ellos en los términos "sois unos delincuentes, racistas, matones, os voy a matar, os tengo que quitar de en medio".

Tampoco ha quedado acreditado que el joven quisiera entrar a la caseta portando una mochila a su espalda y que los vigilantes de seguridad le indicaran que les enseñara el contenido de dicha mochila. En esta misma línea, el juez tampoco considera acreditado que el joven arrancara la placa identificativa de la chaqueta de uno de los porteros que, según él mismo, no ha podido recuperar.

El juez ha absuelto a la pareja de testigos y al joven de un delito leve de maltrato de obra sin lesiones, además de a otro acusado que negó su implicación en los hechos denunciados, aunque aparece relacionado en el atestado inicial como denunciado.

Etiquetas
stats