Vecinos de Valdeolleros se concentran para evitar el “desmantelamiento” del Centro Cívico Norte

Concentración de los vecinos de Valdeolleros en el Centro Cívico Norte.

Casi un centenar de vecinos de Valdeolleros se han concentrado en la tarde de este jueves en la puerta del Centro Cívico Norte, que en estos momentos da servicio a este barrio y al del Naranjo, para criticar el “progresivo desmantelamiento” de los servicios de participación ciudadana en los distintos barrios de Córdoba. La acción la ha convocado el Consejo de Distrito Norte y a la misma han asistido personas no solo de Valdeolleros, sino también del Camping, del Naranjo, de la Asomadilla y de Huerta de San Rafael

Según ha detallado a este periódico el presidente de la Asociación de Vecinos de Valdeolleros, Paco Gea, esta concentración es un acto previo a la gran manifestación que protagonizará el Movimiento Ciudadano frente al Ayuntamiento de Córdoba para reclamar que tome medidas urgentes para evitar el cierre de más servicios en los centros cívicos de la ciudad.

En el caso concreto del Centro Cívico Norte, Gea ha recalcado que está “muy debilitado”, a pesar de que da servicio también al barrio del Naranjo, cuyo centro cívico sólo abre por las tardes (y sin servicios). En estos momentos, el Centro Cívico Norte cuenta con una técnica de Participación Ciudadana para ambos distritos y otra de Servicios Sociales, lejos de los tiempos en los que este espacio ciudadano contaba con una promotora de igualdad o un animador juvenil.

Hoy, según Gea, los vecinos tienen que acudir a los centros cívicos de la Fuensanta, Poniente o al Centro para realizar trámites como el empadronamiento que antes podían hacer en el Centro Cívico Norte, todo ello en un barrio “muy populoso y que está creciendo”. “Dentro de lo malo, tenemos aún servicios sociales, porque hay otros que están cerrados”, afirma el presidente de la asociación vecinal, que destaca que lo que está ocurriendo “no es de ahora”.

“Ahora estamos viendo que con la pandemia se está acelerando. Pero en el anterior mandato, la excusa era la reposición de personal. Y ahora, dicen que van a crear puestos pero va a tardar un año y pico. Esto no puede esperar porque creemos que es algo endémico”, lamenta.

El Movimiento Ciudadano anunció movilizaciones en enero

En enero, el Consejo del Movimiento Ciudadano ha anunciado en un comunicado que prepara nuevas movilizaciones en defensa del proyecto de centros cívicos, “más aún cuando en los proyectos u objetivos para 2022, los centros cívicos no aparecen como prioritarios”. A su juicio, lo más urgente es la incorporación de nuevo personal de todo tipo (ordenanzas, administrativos, animadores socioculturales, técnicos de participación ciudadana, ...) que no solo no ha mejorado su situación, sino que sigue disminuyendo en base a las jubilaciones, bajas y traslados que se producen.

Además, critican que sigue sin haber una hoja de ruta clara de cobertura de los puestos de trabajo vacantes, lo que provoca la falta de atención a las necesidades de los distritos. En especial, esa falta de personal es más evidente en las barriadas periféricas que prácticamente son tratadas vía telefónica.

En cuanto a los servicios que deben integrar los centros cívicos, las bibliotecas sufren la falta de personal para cubrir bajas y no aseguran la apertura en el horario insuficiente que actualmente cubren. Los talleres y actividades de animación sociocultural basada en la participación han descendido ante las dificultades de organización que se ha producido, incrementadas por los protocolos anticovid. Los servicios sociales actúan sin contar con la ciudadanía, las promotoras de igualdad, los animadores de juventud o los técnicos de empleo son insuficientes o inexistentes. Las Juntas de distrito, que debieran regir los centros cívicos y la programación del distrito, penan en reuniones ineficaces.

Por último, hay distritos que siguen faltos del equipamiento necesario. El Higuerón sigue esperando las obras de reforma del edificio, cerrado desde hace dos años; Noroeste, sigue con un edificio totalmente inadecuado y sin que se cuente con el proyecto para construir el prometido centro cívico; en las mismas circunstancias está el centro cívico de Fidiana; en la Carrera del Caballo, se sigue sin definir el suelo necesario para encargar el proyecto de Centro de Cerro Muriano, sigue con deficiencias tras su apertura. Solo el Centro Cívico Vallehermoso está en obras de ampliación, a falta de que se asegure que se instalará un ascensor para acceder a la planta superior. Por otra parte el centro cívico Sebastián Cuevas está cerrado y el del Naranjo, abre solo parcialmente. 

Etiquetas
stats