Corduba 27 a.C., un juego de mesa para controlar el Senado de la ciudad

Juego de mesa Corduba 27

Envuelto desde niño entre tableros, cartas, y fichas de los clásicos juegos de mesa, Manuel Martínez empezó a crear sus propias aventuras para algunos de ellos e incluso sus propios diseños. A día de hoy, con una colección de más de 200, va a dar el paso de publicar el primero, Corduba a.C. Antes del confinamiento, tuvo la idea, y no necesitó más de dos semanas para tener pensados los personajes, el desarrollo y el reglamento.

El último jueves antes del confinamiento, Manuel le presentó la idea a la editorial Masqueoca, con quien ha trabajado junto a Jesús Gutiérrez, que se ha encargado del proceso ilustrativo. "Con la editorial jugamos una partida con un cartulina como tablero y dibujos míos como prototipo y tenía que estar explicando qué era cada cosa", cuenta. No es el primer juego que diseña, pero hasta el momento solo habían sido para niños, familiares, "no lo que a mí me gusta de verdad". Gutiérrez lo define como "un triple sudoku", pero "a la gente que le gustan los juegos para sentarse tres horas en la mesa, le encanta", apuntaba el creador.

Mediante un simulador, han podido ver el funcionamiento del juego y testearlo. Un procedimiento para el que ha necesitado más de 300 horas ya que "hay que escanear los materiales de cada pieza para que la cree según cómo sería y hay que hacerlo pieza por pieza".

El modo de juego

Ambientado en la Córdoba arrasada que quedó tras la segunda guerra civil romana, que enfrentó a César y Pompeyo, siendo miembro de una de las cuatro familias, el jugador competirá por tener el control del Senado. El juego cuenta con más de 230 piezas de madera, otros 200 componentes de cartón y más de 70 cartas, ya que 47 son del modo solitario.

Cada jugador comenzará con tres cartas, dos de herencia y una de familia "y tienes que decidir con cuál de las de herencia te quedas, ese es tu inicio". De esta carta, obtienes tus primeros ingresos, "con lo que llegas a Córdoba", diferentes recursos y trabajadores. "A partir de aquí comienza el juego". En cada turno el jugador tiene un solo movimiento para construir su barrio. Con los diferentes recursos construirás distintos edificios, en torno a los que crearás casas, "así traes a más gente a tu barrio", y dependiendo del que construyas te costará más o menos recursos. Todo esto "hace que el juego vaya evolucionando, cosa que en otros no suele ocurrir", destacaba.

Además, asegura que todas las estrategias pueden cambiar porque "tiene mucha interacción" y todo dependerá de lo que haga otro jugador. A parte de construir un barrio, "tienes que mantener el bienestar de los ciudadanos", porque si no los jugadores podrán crear revueltas "y eso es malo". Para conseguir el objetivo, hacerte con el Senado, hay que ir ganando senadores. El juego que se divide en tres décadas, cada una de tres rondas, "y al final de cada uno se va a ver quién ha ganado más senadores".

Con más de 8.000 combinaciones, "es casi imposible que se repita una partida", destaca el creador. El juego será presentado este mes de octubre en Essen Spiel, el evento de juegos de mesa más importante de Alemania.

Etiquetas
Publicado el
3 de octubre de 2021 - 05:45 h
stats