Efectos colaterales en el PSOE porque Nieto ya no es parlamentario

.
El Pleno tiene que aprobar nuevas tablas salariales para que el alcalde pueda tener un salario y la asignación que reciben dos concejales socialistas será reducida

Como una especie de teoría de los vasos comunicantes, el que el alcalde de Córdoba, José Antonio Nieto, haya dejado de ser parlamentario andaluz tendrá efectos colaterales en el grupo municipal del PSOE en el Ayuntamiento de Córdoba. Hasta ahora, Nieto cobraba su salario como parlamentario pero no como alcalde. Hasta ahora.

En el Pleno de ayer, en el capítulo de urgencias, estaba prevista la aprobación de las retribuciones de la Corporación municipal del Ayuntamiento. No obstante, finalmente y porque al servicio de la Intervención de Fondos no le había dado tiempo a examinar el expediente, el punto fue retirado. Pero el contenido del punto incluía que el alcalde obtuviera a partir de ahora su retribución económica a cargo del Ayuntamiento.

La partida de retribuciones para el alcalde y los concejales es fija. Es decir, si hay que pagarle al alcalde hay que dejar de pagarle a alguien. Así, en esa teoría de los vasos comunicantes al grupo que le tocaba ajustarse salarialmente era al minoritario: el PSOE. Actualmente, entre los socialistas sólo hay dos concejales que perciban íntegramente su salario por el Ayuntamiento: la portavoz, Inmaculada Durán, y Emilio Aumente. Mientras, Francisco Alcalde está liberado al 66%, mientras que Carmen González sigue en su puesto de trabajo y solo cobra por asistencia a Pleno.

Ahora, cuando se vuelva a aprobar la nueva tabla de remuneraciones, Aumente dejará de estar liberado al 100% y lo estará al 66%, mientras que Alcalde lo estará al 50%. El resto de grupos permanecerá como hasta ahora. Para la aprobación de las nuevas tablas habrá que esperar o al Pleno ordinario de diciembre o convocar uno extraordinario.

Etiquetas
stats