Consulta el minuto a minuto del juicio a Bretón

El policía muestra una caja idéntica a las usadas para recoger los restos de la hoguera de Las Quemadillas. FOTO: MADERO CUBERO

15.01. Concluye la sesión que se reanudará mañana a las 10.00 con la declaración de nuevos policías, testigos y funcionarios de prisiones.

15.00. El policía no vio nada que destacar en la inspección del georradar y acaba su declaración.

14.59. El policía es el jefe de grupo de Inspecciones Oculares de la Comisaría General de Madrid. Vigiló las funciones del georradar.

14.57. El agente ha concluido su testimonio sin apenas aportar novedades. Turno para el último declarante.

14.54. El agente es otro policía de la científica de Córdoba.

14.53. Concluye el testimonio del agente. Es el penúltimo en declarar hoy.

14.51. Sánchez de Puerta le pregunta a este hombre donde tuvo la conversación de la prostituta con Bretón y el agente asegura que fue en Comisaría. Los policías anteriores aseguraron que fue en la finca de Las Quemadillas por lo que parece que tuvo esta misma conversación dos veces. Bretón hace leves gestos despectivos.

14.48. “El tono que empleaba cuando hablaba de su mujer era muy desagradable y muy despectivo”. La llamaba “la zorra esa” o “el pendón desorejado”.

14.47. El agente recuerda también cuando él estaba custodiándolo, ya detenido, y Bretón le dio la segunda versión del parque de que los había perdido cuando fue a aparcar.

14.45. El policía recuerda comentarios de Bretón cuando hablaba de que “podíamos montar una juerga. Entró en el interior de la vivienda y salió con un casette”.

14.43. El agente estaba destinado al grupo de Homicidios de Córdoba. Apenas ha tenido conversaciones con Bretón. El agente es el policía que hizo de Bretón durante las reconstrucciones posteriores en el coche.

14.42. Sánchez de Puerta renuncia al interrogatorio. Entra un nuevo policía.

14.41. “En un determinado momento esta mujer dejó de declarar porque había recibido una llamada de su hija para que así lo hiciera”.

14.40. Turno para Reposo Carrero que quiere saber qué le declaró la madre de José Bretón en su casa.

14.35. “José Bretón estaba contra la pared y con la mirada perdida”, cuando la Policía encontró la receta de los medicamentos. “Su actitud cambió totalmente”.

14.32. El policía relata ahora lo que se halló en un registro en la casa de los padres de José Bretón, cuando se halló un pen-drive, un ordenador, varios escritos y una receta.

14.29. El agente relata ahora el “comentario llamativo” que le hizo Bretón a un policía sobre su relación sexual con una prostituta. “Me quedé estupefacto y dije, coño, ¿cómo puede ser esta su reacción?”. En otro momento de la noche, Bretón “comentó que le faltaba poquito para sacar una guitarra y ponerse a cantar. Si no recuerdo mal accedió a la vivienda y sacó una botella de vino o de licor”.

14.27. “Desde el primer momento los funcionarios policiales de Córdoba me cuentan numerosas cosas que le llamaban la atención” sobre la actitud de Bretón. El agente relata lo expuesto por los policías que le han precedido en la declaración.

14.26. “La persona que trabajaba sobre la hoguera reconoció que todavía desprendía bastante calor y que cada cierto tiempo tenía que acomodarse para no quemarse”.

14.25. El policía describe como el 10 por la mañana se pide auxilio a todas las unidades policiales para buscar a los pequeños por cielo, mar y tierra.

14.20. El agente que declara es el jefe de grupo de Homicidios con sede en Madrid, que llegó a Córdoba la noche del 9 de octubre.

14.18. Concluye la testifical de este agente. Ahora se ha llamado a un policía que no ha comparecido porque está de baja. Se llama a otro.

14.16. Hoy Bretón está mucho más expresivo. Mira de forma despectiva al agente que declara.

14.14. La famosa mesa hallada en la hoguera de Las Quemadillas está hoy presente en la sala de vistas donde se celebra el juicio para que sea reconocida por los agentes.

14.13. “Nadie hace una hoguera en su finca quemando uno de sus propios árboles”, dice. “También nos llamó la atención de que a unos metros de esa hoguera había restos de otra”. El agente le preguntó a la hermana si el lugar en el que estaba la hoguera era el lugar habitual. “Ella me respondió rotundamente que no”.

14.11. El policía corrobora que la hoguera le infundió muchas sospechas desde el primer momento.

14.10. “Su actitud era muy fría, muy poco empática y no era acorde con lo que había sucedido. Yo me intentaba poner en su lugar y decía bueno... si yo fuera el padre de los niños y la Policía está indagando sobre mí yo montaría en cólera”.

14.08. “Desde el primer momento dudamos. Su versión no era creíble”.

14.07. El agente era el segundo en el orden jerárquico en el grupo de Homicidios de Córdoba.

14.05. Finaliza este agente y entra un nuevo policía.

14.04. Sánchez de Puerta quiere saber si la Policía forzó a Bretón a decir lo que dijo de la guitarra, la prostituta o el partido de fútbol.

14.02. “He dado una explicación sencilla para una investigación complicada”, asegura el agente.

14.01. La jornada de hoy se está alargando mucho. Aún quedan por declarar otros seis policías más. La mayoría viene de Sevilla por lo que se especula con la posibilidad de que el juez decida prorrogar la sesión por la tarde.

13.57. El policía describe cómo se escuchaba “el cepillito” de la forense cuando buscaba en la hoguera de Las Quemadillas.

13.56. “Bretón nos pidió de una manera encarecida que lo metiéramos en el maletero” para que saliera de la Comisaría del Campo Madre de Dios, que estaba rodeada de periodistas. Bretón hace gestos muy visibles de contrariedad. Niega con la cabeza y resopla.

13.55. A preguntas de Reposo Carrero, el agente prefiere no detallar la conversación en la que Bretón fardó de su noche con una prostituta. No lo hace.

13.54. “Le poníamos la casa patas arriba y en ningún momento nos dijo que qué hacíamos allí si sus hijos estaban desaparecidos”.

13.53. “De la versión de Bretón se sospecha desde la primera toma de contacto”, asegura el agente.

13.52. “En un noventaypico por ciento de posibilidades los niños vivos o muertos están en la finca”.

13.51. En las recreaciones que hizo la Policía “llegamos a la conclusión de que no había tenido el tiempo suficiente para parar el vehículo y entregarle los niños a alguien”.

13.50. El agente que testifica explica que también habló con los vecinos de la zona para ver qué había pasado en los días anteriores.

13.47. El policía confirma punto por punto lo dicho por su anterior compañero sobre el cambio de versión de Bretón en cómo había perdido a los niños, al dejarlos en el parque y salir a buscar aparcamiento.

13.46. Bretón suspiró “como el que dice al fin” y dijo que “quería hablar con Ruth”. Los agentes le negaron la llamada.

13.45. “Se consideró que se le tenía que detener cuando se le detuvo”, dice el agente, sobre la tardanza en el arresto.

13.43. El agente también ha descrito el interrogatorio al cuñado de Bretón y como este ya sospechaba del procesado cuando recuerda una conversación con él en la que le dijo que “se la tenía guardada a Ruth”.

13.40. Bretón niega con la cabeza mientras escucha a policía.

13.39. El policía asegura que Bretón dio “todo lujo de detalles” sobre su “episodio sexual” con la prostituta rumana del club de alterne Pekados.

13.37. Bretón habló el día 10 con un policía especializado en estar con este tipo de sospechosos. Bretón le relató “un episodio sexual con una prostituta rumana que estaba en un prostíbulo por allí cerca”. El agente también relató que el agente le propuso a Bretón que si decía donde estaban los niños y cómo los había matado se iban a ver el fútbol. “Bretón dijo que le parecía bien”.

13.35. Bretón en la parcela tenía una “actitud distendida. El 10 de octubre cenamos pizza y un compañero comentó que podíamos sacar una guitarra y cantar. En ese momento, Bretón dijo que guitarra no pero que tenía un radiocasette. Entró y lo sacó”.

13.33. “Estábamos en silencio mientras la forense hacía su trabajo y en un momento ella levantó la cabeza y nos dijo que podíamos hablar”.

13.32. Al mediodía del 10 de octubre este policía también estuvo en la parcela de Bretón, durante el trabajo de la antropóloga.

13.31. El rostro hierático de Bretón se transforma. Mira contrariado al policía y de vez en cuando mira al suelo, aunque también lo hace fijamente hacia el declarante.

13.30. “Me resultó chocante el lugar elegido para la hoguera, en un vial entre naranjos. Luego con el avance de la investigación descubres que es para ocultar la visión de los vecinos”.

13.29. Bretón se inclina para hablar con su abogado, visiblemente contrariado.

13.28. Este agente ya en un primer contacto con Bretón sospechó de él porque aseguró que no había dado de comer a sus hijos y que los niños se quedaran dormidos cuando les acababa de dar unos juguetes nuevos. También asegura que le extrañó que tomase un camino extraño para ir a casa de unos amigos a la salida de la casa de sus padres. “También me resultó chocante que en ningún momento me preguntara cómo iban las gestiones que estábamos realizando de cara a encontrar a sus hijos”.

13.26. Culmina la testifical del agente y entra un nuevo policía, que es el jefe del grupo de Homicidios de Córdoba.

13.24. “La actitud de todas las personas que denuncian la desaparición de sus hijos... están desesperados, están angustiados, hacen gestiones ellos mismos con hospitales... Se mueven, tienen sentimientos de culpa... Yo no he notado en ningún momento que el haya dicho que ha cometido un error o que se le hayan desaparecido los pequeños”.

13.23. “Su detención fue como un sentimiento de ya ha pasado, fue la sensación que me dio”.

13.22. Sánchez de Puerta le reprocha que la petición de Bretón de llamar a Ruth Ortiz cuando fue detenido no consta en ningún atestado y el agente dice que sí, que consta.

13.19. La madre de Bretón agachó la cabeza y se quedó en silencio cuando este policía le preguntó si pensaba que su hijo estaba detrás de la desaparición de los pequeños.

13.19. El policía recuerda que la madre de Bretón dijo que le extrañaba que los niños se durmieran camino de Las Quemadas.

13.14. De los establecimientos del parque Cruz Conde “nadie lo vio con los niños” la tarde del 8 de octubre, asegura el agente. El interrogatorio de la fiscal no está siendo lineal y va y viene en el tiempo.

13.13. “Cuando se le detuvo se quedó tranquilo”.

13.12. El agente recuerda cuando se detuvo a José Bretón. El procesado quiso hacer una llamada a Ruth Ortiz pero los agentes no le dejaron. “Nos contó que cuando llegó al parque no encontró estacionamiento, bajó a los niños, dio una vuelta y cuando volvió los niños ya no estaban allí”.

13.11. El policía que declara es el que ha cogido siempre el coche de Bretón en las reconstrucciones de los hechos. Asegura que el vehículo consume poco, unos 7,5 litros a los 100 kilómetros, y que no ha sido necesario llenarle el depósito.

13.08. La madre de Bretón no firmó su declaración por instrucciones de su letrado, según este policía.

13.06. Este agente también vio las cámaras de seguridad del entorno de Las Quemadillas. Allí vio como salió Bretón con su vehículo y “tiró algo en los contenedores”.

13.04. Este agente estuvo pendiente de Bretón durante todo el 9 de octubre, dentro de la finca. “Permanecía tranquilo y lo vi pendiente de todo lo que se hacía”.

13.03. Sobre la fogata, el agente precisó que “había sido de mucha magnitud”.

13.02. Bretón le dijo a este agente que camino de Las Quemadillas paró a la altura de la calle Benito Pedro de Bares para entregar unos juguetes a los niños. Ahí es donde la Policía piensa que le suministró los medicamentos para dormirlos o matarlos.

13.01. Bretón estaba “muy tranquilo y en actitud pasiva. Estaba muy pendiente y expectante a cualquiera de nuestras preguntas”.

13.00. El policía describe un primer interrogatorio con Bretón el 9 de octubre. El procesado le explicó el itinerario que siguió entre la casa de los abuelos y la finca de Las Quemadillas. El agente se mostró extrañado porque en ese momento Bretón les comunicó que iba a acudir a casa de unos amigos durante el trayecto. El policía dice que Bretón pudo girar por dos caminos pero no lo hizo. “Se quedó callado y al rato me dijo que se había despistado”.

12.57. Se reanuda la sesión. Entra a declarar el jefe del grupo de Homicidios de Córdoba, que comenzó a hacerse cargo del caso el 9 de octubre.

12.36. Termina el testimonio y el juez ordena suspender la sesión hasta las 12.50, cuando se reanudará con la declaración de más policías.

12.35. “En ningún momento Josefina Lamas se quejó de nada. Ella dispuso hasta los descansos. Todo lo que se hizo fue siguiendo sus instrucciones”.

12.34. “Buscamos sangre porque en ese momento la antropóloga de manera verbal había comunicado que los huesos no eran humanos. Entonces, se abren todas las vías de investigación posible y se busca donde se puede buscar”.

12.33. “Casi todos los comentarios que hizo Josefina Lamas es que los huesos no eran humanos”.

12.32. Sánchez de Puerta pregunta ahora por si las muestras que salen de Las Quemadillas salen precintadas de la parcela.

12.28. La policía también reconoce que vieron y recogieron dientes de la hoguera.

12.26. Reposo Carrero vuelve a mostrar las fotografías a esta agente. La abogada pretende dar validez a las imágenes y despejar dudas. Quiere que los policías reconozcan que las fotografías se hicieron en su presencia.

12.25. Bretón les dijo a los agentes que esperaba que también estuvieran buscando a sus hijos fuera de la casa. “Nos recriminó y sólo ahí lo vi un poco más nervioso”, asegura la policía.

12.24. La agente describe cómo Bretón ayudó a la Policía a oscurecer la casa con cartones para que pudieran practicar las pruebas en las que se buscaban restos de sangre.

12.22. La fiscal interroga a la policía qué se buscó en el interior de la casa de Las Quemadillas. La agente asegura que se buscaron restos de sangre y que sólo en la planta alta se encontraron unas muestras que dieron positivo, pero que posteriormente se determinó que no era sangre humana, sino animal.

12.20. “No advertí” que se atosigara a la antropóloga para encontrar restos humanos. Destaca que tampoco la vio nerviosa.

12.18. La policía ayudó a la antropóloga a extraer los restos en la tarde del 10 de octubre de 2011.

12.17. “A simple vista en la hoguera se podían observar fragmentos que me parecían huesos. La mesa en mitad de la hoguera también era extraña”.

12.16. La policía que ahora declara también es del departamento de Científica en el grupo de delitos violentos en Sevilla.

12.14. El abogado de Bretón apenas interroga al agente, que abandona la sala. Es llamado un nuevo policía.

12.12. Turno para Sánchez de Puerta.

12.09. Otra vez Reposo Carrero muestra las fotografías al policía y le pregunta que si las reconoce.

12.07. El policía dice que buscaron restos de sangre tanto en el coche de Bretón como en la casa de Las Quemadillas con “resultado negativo”.

12.06. Según el policía, la hoguera tuvo que alcanzar una enorme temperatura para chamuscar los árboles tan lejanos.

12.03. El agente asegura que la hoguera había chamuscado árboles en un radio de entre cinco y diez metros de distancia.

12.02. A este agente no le extrañó demasiado la hoguera, salvo que hubiese una mesa oxidada por el calor en el centro.

12.00. Entra a declarar un nuevo agente. Este policía también examinó la hoguera el 10 de octubre de 2011.

11.58. Concluye su testimonio.

11.57. “No pedimos un estudio sobre acelerantes químicos en la hoguera”, reconoce el policía.

11.56. Sánchez de Puerta quiere saber cuándo se llevaron las cajas con los restos a Sevilla y porqué.

11.54. La declaración de este agente muy redundante, además de las preguntas, con la de los anteriores policías.

11.50. La abogada de Ruth Ortiz también pregunta por si se recogieron todos los restos óseos de la hoguera. “Yo no estoy en condiciones de poder afirmar con rotundidad eso”.

11.46. Reposo Carrero muestra las fotos a este policía.

11.45. El agente habla de “auxilio a esa inspección” para definir cómo fue su trabajo.

11.43. La fiscal quiere saber si todo el trabajo del 10 de octubre se hizo conforme a ordenó la famosa antropóloga que falló en su examen. El agente dice que sí.

11.40. “Ella no manifestó en ningún momento que estuviera trabajando en condiciones adversas ni presionada”, asegura el agente sobre la supuesta presión ejercida contra Josefina Lamas.

11.38. El policía asegura que supo después que ya se habían recogido tres huesos el día de antes por policías de Córdoba.

11.37. El agente recuerda que en la hoguera también se encontró un botón.

11.36. La fiscal interroga ahora al policía por el momento en el que se extrajeron los restos de la hoguera.

11.34. “Al observar la hoguera nos llamó la atención que había una mesa volcada con signos de oxidación”. También “que era una hoguera bastante grande de extensión”.

11.32. “Hasta que llegó la forense la hoguera no se tocó para nada”.

11.31. “Los huesos eran muy frágiles, eran como polvorones y se podían deshacer fácilmente”, asegura este policía.

11.30. Por situar, la investigación del caso la llevaron tres direcciones policiales. Al principio, fue responsabilidad de la Comisaría de Córdoba hasta el 10 de octubre, cuando se hizo cargo, a media mañana, la Jefatura de Andalucía Occidental con sede en Sevilla. Al mando estaba el comisario Manuel Piedrabuena, el que investigó el caso Marta del Castillo y que fue relevado el 13 de octubre por la falta de resultados. A partir de entonces, la investigación estuvo en manos de la Unidad de Delincuencia Especializada y Violenta (UDEV), con sede en Madrid.

11.28. Declara el jefe de sección operativa de la Brigada de Policía Científica adscrito a Sevilla.

11.27. Concluye el forense y es llamado a declarar un tercer políca. aún quedan 10 comparecencias.

11.24. “¿Se manipuló la hoguera de alguna forma?”. “Vamos a ver. Se valoró lo beneficioso de extraer las tres muestras más importantes. Si se refiere manipular a cambiar los huesos de sitio o buscar debajo, eso no se hizo”.

11.22. Turno para Sánchez de Puerta.

11.20. “En los 17 años de experiencia que tengo fue la primera vez que me enfrenté a una situación así”.

11.19. “Lo prudente era manifestar que no era posible determinar su naturaleza humana o animal”.

11.18. “El escenario que en ese momento se barajaba es que fuera cierto que se habían quemado restos de animales, pero existía la posibilidad de que alguna persona que quisiera entorpecer la investigación había hecho una cremación conjunta de restos humanos y de animales”.

11.17. “Había algunos restos de mayor tamaño que tenían alguna forma reconocible”.

11.16. “En esa situación lo procedente es hacer una recogida ordenada de esos restos óseos. A esas horas, lo más consciente era mantener custodiados esos restos y al día siguiente con luz solar estudiarlos”.

11.15. “A la luz de las linternas y siendo plenamente consciente del valor jurídico de lo que pudiera manifestar se valoró que no se podía determinar si eran restos humanos o restos de animales. Era necesario hacer un estudio más profundo y detenido”.

11.14. “A la luz de las linternas”, era la noche del 9 de octubre, “había interés por saber si esos restos eran de animales domésticos”. “Se quería una confirmación de que eso era así porque todas las circunstancias que rodeaban a la desaparición de los niños eran cuando menos extrañas”.

11.13. El forense describe lo que se encontró cuando llegó a la hoguera. “Había múltiple cantidad de fragmentos óseos y llamaba la atención el pequeño tamaño de todos ellos” y “su grado de fragmentación”. “Los huesos eran difícilmente reconocibles”.

11.11. Entra ahora a declarar el primer forense, de Córdoba, que se enfrentó al análisis de los huesos.

11.09. Sánchez de Puerta pregunta por la “azadilla”. El agente la recuerda pero dice que en su momento “no le presté la más mínima atención”. En cuanto al palo, el agente asegura que “se mueve mínimamente”.

11.08. El abogado de Bretón quiere saber qué se hizo con las tres primeras muestras sacadas de la hoguera el 9 de octubre, el día antes de la llegada de Josefina Lamas.

11.07. Turno para Sánchez de Puerta.

11.06. Reposo Carrero también le va a mostrar las fotografías a este policía.

11.05. Bretón habla ahora mucho con su abogado, que asiente cuando lo escucha. Bretón se inclina y esconde su rostro tras la pantalla del ordenador de Sánchez de Puerta.

11.04. El forense que examinó los restos en primer lugar “ni descartó ni aseguró que fueran humanos”, asegura el policía.

11.03. El agente asegura que a simple vista se veía que entre la hoguera había “restos óseos”.

11.01. El policía asegura que la hoguera era “extraña”, porque era “muy grande, no era redonda sino alargada, y la mesa metálica dentro”.

11.00. Declara ahora el jefe de la Brigada Provincial de Policía Científica de Córdoba.

10.59. El agente no recuerda que un policía le dijera a la forense que en el momento en el que dijera que los huesos eran humanos detenían a Bretón. Finaliza su testifical. Es llamado un nuevo agente.

10.57. El abogado pregunta que cuando un hueso se deshace deja algún polvo o algún resto. Se refiere al hueso número 8. “Esfumarse no se puede esfumar. Pero si se pulveriza en una maquinaria donde se examina el polvo ese ya se pierde”, responde el agente.

10.56. Según el agente, la forense decía sobre el terreno que algunos huesos hallados eran “compatibles con humanos”.

10.54. Una vez que se determinó que los huesos no eran humanos, los restos se mandaron a Sevilla, a la Jefatura de la Policía Nacional de Andalucía Occidental. Sánchez de Puerta pregunta porqué no se enviaron al Juzgado.

10.52. Sánchez de Puerta pregunta ahora porqué no coincide el número de dientes hallados en una fotografía de otra. El agente no se explica claramente.

10.51. El palo con la punta quemada que aparece en las fotografías también ha desaparecido, según denuncia Sánchez de Puerta.

10.50. Sánchez de Puerta pregunta si se usó un palo, también encontrado, o una azadilla para remover la hoguera. El agente dice que mientras él lo vio, no. El abogado también pregunta por una pisada que se observa en una fotografía. El policía dice que lo mismo era de José Bretón.

10.49. Sánchez de Puerta pregunta por una “azadilla” que estaba junto a la hoguera y que nunca más ha aparecido. El agente asegura que la azadilla no era de relevancia y que no se examinó.

10.48. Arranca el interrogatorio de Sánchez de Puerta.

10.46. “No me extraña que la muestra ocho se destruyera durante su examen”, dice el agente. Es el hueso perdido o desintegrado. Pincha y te lo mostramos aquí.

10.44. “Yo no diría que el ambiente era tenso. Era relevante lo que se dirimía, pero no había una tensión especial en el ambiente”, insiste el policía, preguntado por la abogada por si pensaban que estaban “ante el escenario de un crimen”.

10.43. El policía dice que durante el análisis de la hoguera el 10 de octubre había ocho o diez agentes, y también José Bretón. El procesado niega con la cabeza.

10.41. El policía asegura que se recogió todo lo hallado y que no se descartó ni tiró nada.

10.40. La última imagen es un fragmento de tejido. Interroga ahora la abogada.

10.38. La sala está viendo ahora una gran sucesión de fotografías de la hoguera.

10.35. Éstas son algunas de las fotos que Reposo Carrero le muestra al agente.

10.31. Bretón está mirando fijamente las fotografías de los huesos y los dientes que están mostrando en una pantalla.

10.30. La acusación particular le muestra una fotografía al policía y al jurado. Las imágenes son del informe de la antropóloga Josefina Lamas y el agente confirma que las hizo él.

10.28. “Me extraña que solo haya desaparecido un hueso”, dice el policía.

10.26. El agente asegura que los huesos estaban carbonizados y que muchos se “desmenuzaban” cuando se trabajaba con ellos.

10.25. El interrogatorio llega al día siguiente. El policía describe que esa jornada ya trabajaron en la Comisaría con los restos y que en una mesa grande se depositaron los huesos tal y como se habían encontrado en la hoguera para su análisis.

10.24. La fiscal pregunta sobre cómo se custodiaron los restos y el agente asegura que en todo momento su custodia estuvo garantizada.

10.23. El policía descarta que la antropóloga fuera “agobiada” por los mandos policiales. “Era ella la que de vez en cuando se levantaba a explicar lo que se estaba encontrando”.

10.22. El trabajo en la hoguera comenzó a las 18.00 y concluyó a las 3.00 de la madrugada.

10.21. El policía confirma que también se recogieron dientes.

10.20. El agente está ahora, literalmente, montando una caja de cartón idéntica a las que usaron para sacar las muestras de la hoguera.

10.19. El testimonio es ahora muy técnico. El policía describe minuciosamente cómo trabajaron en rescatar los restos óseos de la hoguera.

10.17. El policía describe ya lo que ocurrió el 10 de octubre, antes de que llegara la antropóloga que erró al determinar el origen de los huesos. El agente describe que entre las 13.00 y las 17.00 hicieron una cuadrícula en la hoguera.

10.16. Hoy Bretón no mira a los policías que declaran en una actitud muy similar a la de ayer.

10.14. El policía asegura que esos restos óseos no se volvieron a colocar en la hoguera y que se trasladaron hasta dependencias de la comisaría de Campo Madre de Dios.

10.13. El policía asegura que le expuso los huesos a un forense, que fue incapaz de determinar si eran de origen animal o humano.

10.12. El agente destaca que una de las muestras medía dos centímetros, la muestra dos parecía una vértebra de cuatro centímetros y un tercer fragmento de un hueso largo de unos ocho centímetros.

10.11. El agente asegura que acotaron tres restos óseos, los fotografiaron con un testigo y los trasladaron a la Comisaría para su estudio.

10.10. El policía asegura que en la hoguera se encontraron “múltiples fragmentos óseos” y que “todavía desprendía calor” 24 horas después.

10.09. El policía era especialista en Científica que acudió al registro de la parcela de Las Quemadillas el 9 de octubre.

10.08. Se reanuda la sesión. El juez llama a declarar al primer policía que testificará hoy.

10.06. Hoy hay mmenos expectación mediática que en otras jornadas.

9.58. En unos minutos comenzará la octava jornada del juicio a José Bretón.

Buenos días. A partir de las 10.00 se reanuda la vista judicial contra José Bretón, el padre de Ruth y José, acusado de matarles el 8 de octubre de 2011. Durante la jornada de hoy está prevista la comparecencia de un total de 13 agentes de la Policía Nacional que participaron en las labores de investigación del caso después de la desaparición de los pequeños. La investigación policial duró más de un año.

Etiquetas
stats