Camino del ‘pico’: Córdoba registra otro máximo de contagios de Covid-19

Médicos se preparan para una serie de test rápidos de coronavirus | ÁLEX GALLEGOS

Continúa en línea ascendente. A pesar de que supone una mala noticia, como siempre desde el inicio de la crisis, es un hecho previsible tanto como previsto. Después de un acentuado descenso de un día para otro, Córdoba encadena dos días de incremento significativo en el número de casos de Covid-19. El segundo es este miércoles, con un dato oficial de 57 nuevos contagios respecto del martes. La cifra es la más elevada en la provincia, que es la quinta con más positivos de Andalucía, desde que se confirmara el primer paciente con el coronavirus con origen en la ciudad china de Wuhan. Y forma parte de lo esperado porque, como se indicara una jornada antes, España está ya en pleno proceso de mitigación de la enfermedad. El pico, a todos los niveles, está cada vez más cercano.

"Es difícil saber el momento exacto en el que nos encontramos con los datos de que disponemos. Ahora mismo, con la evolución del incremento de casos, si no estamos ya en el pico, estamos muy cerca", ha afirmado Fernando Simón en su comparecencia de prensa de este miércoles. Así, el director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias ha mantenido un discurso medianamente optimista dentro de su habitual prudencia y sinceridad en relación a los guarismos. Lo cierto es que el gran incremento de contagios ha sido considerado esta vez, sólo en cierto modo, de forma positiva por la mencionada circunstancia. Es decir, el país parece encontrar el camino del pico de afectados. Lo mismo sucede, como es lógico, con Córdoba, cuya mejoría debería de producirse de manera anticipada o más pronunciada al iniciarse el estado de alarma a su comienzo en incidencias.

Pero, ¿qué es el famoso pico? Así es como se denomina al que se supone ha de ser el techo o máximo de incremento de casos. Por ejemplo: un país determinado escala en 7.000 pacientes un día después de dos semanas de cuarentena y al día siguiente arranca una bajada progresiva en el crecimiento, de 6.000, 5.000, etcétera, hasta que el coronavirus queda plenamente contenido. Es esa situación la que parece atravesar ya Italia, pese a que continúa el aumento de positivos. Entonces, ¿cómo es que alivia su curva? Sencillo, porque acumula tres días de descenso en su cifra de defunciones. Es a ésta última a la que se ha aferrado Fernando Simón en esta ocasión. En este sentido, ha señalado que la subida diaria de fallecimientos se ha estabilizado. "Lo que implica que no estamos muy lejos de ese pico nacional", ha asegurado.

Camino de ese tope a partir del que la curva debe aplanarse definitivamente se halla Córdoba, que, en efecto, registra otro máximo de contagios. El más reciente récord -si se permite la licencia- tuvo lugar precisamente el martes, cuando el apunte fue de 47 nuevos positivos. Superaba en diez al anterior repunte más acentuado, que fue de 37 el pasado domingo (22 de marzo). De diez en diez, el techo en esta ocasión se toca en los 57 pacientes añadidos a los ya existentes. De esta forma, la provincia asistió a un incremento de un 24,4% respecto de la jornada precedente. Esos casi 60 enfermos de Covid-19 supusieron un 10,6% de los 539 que sumó Andalucía. La comunidad también vivió su segundo día de mayor cifra, en este caso desde el 26 de febrero.

Tras el repetido pico va la región, que por ahora es uno de los ejemplos positivos de la crisis en España por la contención de su curva. Es al menos lo que mantienen en otros territorios, desde el Gobierno y en la propia Junta de Andalucía. Lo cierto es que esa realidad lo es sólo a nivel comparativo con otras comunidades que sufren escaladas exponenciales de positivos, como Madrid o Cataluña. Este miércoles se llegó a 3.010 afectados andaluces tras un aumento diario de un 21,8%. Como estadística positiva en esta ocasión está la reducción en el número de fallecimientos: de 29 el día anterior a los 26 más recientes. Sin embargo, la letalidad crece en un 0,3% para colocarse en un ya señalado 3,8%. Aun así, la media regional está muy por debajo de otras tasas. En Almería es de un 4,3% (tras descenso de un 1,2%), en Granada el dato es idéntico (tras bajada de un 0,1%), en Jaén es de un 4,4% (con caída de un 0,2%) y en Málaga, de un 4,9% (después de un claro ascenso de un 1%).

De vuelta a Córdoba, concluye la peor jornada en cuanto a acumulación de contagios nuevos pero no tanto así en lo que se refiere a la suma de fallecimientos. Al menos por los partes oficiales -del Gobierno y la Junta de Andalucía-. La cifra se mantiene en seis y la tasa de mortalidad decrece de un 2,6% a un 2,1%. Sin embargo, este hecho tiene un matiz importante. Los informes no englobaron el último deceso, que se produjo en torno al mediodía de este miércoles. Fue el de un médico de atención primaria del centro de salud Levante Sur (Lepanto). Si se contabiliza su defunción sin añadido de más casos, es decir con los 291 existentes, la letalidad sería de un 2,4%.

Sea como fuere, la provincia está inmersa en el proceso de cambio de tendencia que pretende toda España dentro de su segunda semana de estado de alarma. Respecto de esta circunstancia es necesario recordar que los incrementos de contagios durante estos días tienen lugar en relación a los no conocidos antes de la cuarentena. No son, es decir, o no al menos su inmensa mayoría, correspondientes a fechas posteriores al 14 de marzo. En cuanto a Córdoba, el número de positivos que acumula significa un 9,7% del total autonómico, lo que indica un crecimiento de un 0,3% en relación al dato del martes (9,4%). Sus subidas, eso sí, se mantienen alejadas de otras todavía más pronunciadas esta vez como lo son las de Málaga, que suma 154 pacientes después de dos jornadas de rebaja; Sevilla, con 108, y Granada, con 99.

La última provincia es precisamente la que presenta una curva mucho más intensa, lo que se debe en gran parte a los contagios y las defunciones en varias residencias de mayores. Granada fue el último territorio en contar con positivos y sin embargo padece el número más elevado al paso por el decimotercer día de crisis propia con un total de 579. Precisamente muy destacada es su tasa de incidencia, que supera en mucho al de resto de su entorno y de Andalucía. Es de un 6,4% en una medida que se toma por cada 10.000 habitantes. La comunidad llega al 3,6% y Córdoba se sitúa como cuarta provincia en este sentido con un porcentaje de 3,7%.

17 de marzo: Así ha evolucionado el Covid-19 en Córdoba en su primera semana

17 de marzo: De repente… Córdoba, la cuarta provincia andaluza en casos de Covid-19

18 de marzo: Por primera vez, Córdoba encadena dos días con diez o más nuevos casos de Covid-19

19 de marzo: Tendencia ascendente: Córdoba vive su segundo peor repunte de Covid-19

20 de marzo: Córdoba, en su primer día negro por Covid-19

21 de marzo: Menos contagios pero más letalidad en Córdoba por el Covid-19

22 de marzo: Al alza: Córdoba vive su mayor repunte de Covid-19

23 de marzo: El Covid-19 concede una pequeña tregua a Córdoba

24 de marzo: Así es el Covid-19: escalada de casos en Córdoba

Etiquetas
Publicado el
25 de marzo de 2020 - 20:15 h
stats