Los bomberos sanean una fachada en el Vial Norte y arreglan el ascensor de la iglesia de Miralbaida

Bomberos actuando en desprendimiento de fachada.

Los bomberos del Servicio de Extinción de Incendios y Salvamento (SEIS) siguen trabajando todavía en las consecuencias de la tormenta de granizo registrada este martes, en el que llegaron a hacer más de un centenar de salidas.

Este miércoles todavía siguen entrando desperfectos e incidencias relacionadas con la descarga de agua. A lo largo de la mañana, los bomberos han estado trabajando con un escalo en la reparación de la fachada de un edificio en la avenida Al Nassir, junto al Vial Norte, donde han caído algunos cascotes al suelo.

Además, también han acudido a la iglesia de Miralbaida, donde, al parecer, ha habido un problema de agua con el ascensor instalado en el edificio.

Otra de las salidas ha llevado a los bomberos a una apertura de vivienda tras una llamada que alertaba de un familiar que no daba señales en un piso del que salía un olor muy fuerte. Afortunadamente, ha quedado en un susto y el dueño de la vivienda estaba con un familiar, mientras que el olor procedía de la nevera, ya que un problema eléctrico había dejado la vivienda sin luz, con el consiguiente hedor a descomposición de algunos alimentos en el frigorífico.

Etiquetas
stats