La autovía A-4 soporta sus índices de mortalidad más altos de los últimos siete años

Accidente de un camión en marzo de este año | LARREA

La Autovía del Sur (A-4) a su paso por la provincia de Córdoba soporta en 2018 los índices de mortalidad más altos desde el año 2012, según los datos que maneja la Dirección General de Tráfico (DGT). Esta carretera lleva ya cuatro víctimas mortales en lo que va de año. Son las mismas que las del año 2013 (el peor ejercicio de la serie) con cinco meses aún por delante antes de que acabe el 2018.

El Gobierno, no obstante, considera que esta autovía no cumple de momento los parámetros para considerar que a su paso por la provincia de Córdoba se considere alguno de sus tramos como un punto negro. La Dirección General de Carreteras del Ministerio de Fomento utiliza el concepto de Tramo de Concentración de Accidentes (TCA) para referirse a los puntos peligrosos de su red. Este concepto está asociado a la existencia de ciertos tramos de la red donde el riesgo de que se produzcan accidentes es mayor que en otras secciones de similares características.

"En principio, podría pensarse que la causa de ello se debiese a las características de la carretera y de su entorno en estos tramos sin embargo, la infraestructura en la mayoría de los casos no es el factor determinante de los accidentes", señala el Gobierno en una respuesta parlamentaria a preguntas del senador socialista José Manuel Mármol. "En la A-4 en la provincia de Córdoba, no se encuentra identificado actualmente ningún Tramo de Concentración de Accidentes", concreta el Ejecutivo.

Los cuatro accidentes mortales en 2018 se han producido en los primeros cuatro meses del año. De hecho, el Ejecutivo saliente tomó una decisión que todavía se mantiene en vigor: limitó la velocidad en toda la A-4 a su paso por la provincia de Córdoba a un máximo de 100 kilómetros por hora. Ahora, el Ejecutivo quiere reparar la calzada, muy deteriorada, de esta carretera. Para ello, acaba de adjudicar el contrato de unas obras que aún no han comenzado.

En el año 2017, en el tramo de la A-4 que discurre por la provincia de Córdoba, se registraron dos accidentes mortales que ocasionaron dos víctimas mortales. En 2016, el número de accidentes con víctimas mortales fue de tres, con dos personas fallecidas. 2014 fue el año con menor siniestralidad, cuando se produjo un solo accidente mortal, que dejó un fallecido.

La provincia donde más ha aumentado la siniestralidad

Córdoba también se ha convertido en la provincia andaluza que más ha incrementado las muertes en carretera. Hace años que la provincia no registraba una tasa tan alta de siniestralidad y hace falta tirar de hemeroteca para encontrar una cifra parecida a la de 2017. Concretamente, en 2012 se produjeron 32 fallecimientos. A nivel andaluz, a la provincia cordobesa le sigue Granada, con un incremento de fallecimientos de un 22,22%. Esta subida la continúan Málaga (17,54%), Huelva (15,7%) y Jaén (12,9%). Las tres únicas provincias que mejoran sus datos son Almería, Cádiz y Sevilla, cuyas cifras bajan entre un 45% y un 15%.

Estos datos distan mucho de lo difundido por la DGT a comienzos de 2018, cuando este organismo del Ministerio del Interior señaló que en Córdoba habían fallecido 24 personas. Sin embargo, hay que tener en cuenta que aquellos datos eran provisionales y sólo hacían referencia a los accidentes mortales ocurridos en vías interurbanas y a víctimas tomadas hasta las 24 horas de producirse el accidente. De esta forma, los últimos datos presentados son consolidados a 30 días y, por tanto, definitivos sobre la accidentalidad en Córdoba tanto en vías interurbanas como en vías urbanas.

Cifras totales de fallecimientos

Si dejamos a un lado el porcentaje de incremento de accidentes mortales entre 2016 y 2017 y nos referimos a cifras totales de fallecimiento, la situación de Córdoba varía ligeramente. A nivel andaluz, la provincia se coloca como la tercera en la que más muertes se produjeron durante el año estudiado. Así, la lista la encabeza Málaga con 67 accidentes, seguida de Sevilla, con 55 y Córdoba, con 37.

Con esta cifra, y a nivel estatal, Córdoba se sitúa en el puesto número 15, posición que comparte con Asturias, Santa Cruz de Tenerife y Zaragoza.

Características generales de la accidentalidad

En el extenso informe difundido por la DGT también se pueden conocer todos los pormenores de los 102.233 accidentes. Así, seis de cada diez accidentes con víctimas tuvieron lugar en vías urbanas, pero los accidentes con víctimas mortales se concentraron en vías interurbanas. Los colectivos más vulnerables son los peatones, ciclistas y motoristas, ya que representaron el 46% de todos los fallecidos. En concreto, durante 2017 fallecieron 78 ciclistas, 359 motoristas, 49 ciclomotoristas y 351 peatones.

En relación a las edades, disminuyeron los fallecidos de entre 45 y 54 años así como los de 65 años o más. En cambio, aumentaron significativamente las muertes de personas de entre 25 y 34 años: 293 frente a los 223 del año anterior. Entre las causas de los accidentes estuvieron el consumo de alcohol o drogas y la distracción. De este modo, uno de cada tres conductores fallecidos presentaba alcoholemia positiva y/o consumo de drogas ilegales y el 29% de los accidentes con víctimas ocurridos en vías interurbanas tuvo como factor concurrente la distracción.

Etiquetas
stats