Adjudican la obra para recuperar el antiguo acceso al Alcázar

Puerta del Alcázar en la Ribera | MADERO CUBERO
La Junta de Gobierno Local encarga un proyecto que prevé construir un itinerario para hacer más accesible la visita al segundo monumento más turístico de la ciudad

La Junta de Gobierno Local aprobó ayer la contratación de la obra del nuevo itinerario accesible del Alcázar de los Reyes Cristianos de Córdoba. La obra se adjudicó a la empresa Ingeniería de la Construcción por un presupuesto de 217.000 euros. Este proyecto forma parte de una inversión más global. La obra prevé la reapertura de la conocida como Puerta Barroca, el tradicional acceso que siempre tuvo el Alcázar, pero desde la Ribera. Cuando se construyó el Puente de San Rafael y se demolió la muralla en los años cincuenta, esta puerta fue cegada y anulada.

El proyecto del Ayuntamiento de Córdoba en el Alcázar de los Reyes Cristianos prevé una inversión global superior a los 800.000 euros y cuatro intervenciones. El Ayuntamiento ejecutará con fondos propios tres, mientras que la cuarta correrá a cargo del plan turístico de grandes ciudades que acaba de firmar con la Junta de Andalucía. La apertura de la Puerta Barroca será la primera obra en comenzar.

Esta primera intervención prevé la apertura de la Puerta Barroca, que actualmente es de chapa y que lleva clausurada seis décadas. Con esta actuación, además de abrir la puerta se limpiará la vegetación que ha crecido en el llamado Patio de Mujeres, repleto de restos arqueológicos. También se instalará un paso superior para atravesar estos restos arqueológicos, con una barandilla similar a la que protege al Templo Romano. El proyecto prevé también la construcción de un ascensor al final del patio para que los minusválidos puedan visitar el Alcázar (actualmente, con la multitud de escaleras, no pueden hacerlo).

La segunda intervención contempla la restauración de la fachada Sur y también la consolidación de la muralla Occidental del Alcázar. Estas obras se realizarán precisamente para adecentar el que será el acceso principal al monumento desde el Paseo de la Ribera.

La tercera obra, que se financiará con cargo a fondos del Área de Cultura y está dirigido por técnicos de la Gerencia Municipal de Urbanismo, se centrará en habilitar un paseo superior por la muralla para que las cuatro torres del Alcázar puedan ser visitables. Actualmente sólo se puede acceder a una después de una obra que se ejecutó hace años. Esta intervención también prevé la instalación de un segundo ascensor en el edificio que permita el acceso a todo el mundo.

Por último, en la reforma del Alcázar se incluye un cuarto proyecto financiado por el plan turístico en el que se rehabilitará la llamada Torre de la Inquisición, donde se instalará un museo. En principio, el museo abordará la historia de la Inquisición española y contará con un pequeño vídeo documental de siete minutos de duración.

OTRAS OBRAS

Por otra parte, la Junta de Gobierno Local adjudicó tres contratos de obras más. Así, Ingeniería de la Construcción también se encargará de la última fase de la restauración del histórico pavimento de Conde de Vallellano (fue un regalo del Ayuntamiento de Barcelona diseñado por Gaudí y que es idéntico al del Paseo de Gracia), obras de urgencia en un tamo de muralla de la Axerquía en la calle Fernando de Lara y el contrato de la legalización vertical del Consistorio por los próximos cuatro años y con un importe de 3,2 millones.

Etiquetas
stats