Has elegido la edición de . Verás las noticias de esta portada en el módulo de ediciones locales de la home de elDiario.es.

La abstención se pone de moda también en Capitulares

Alberto de los Ríos y Salvador Fuentes, en el Pleno del pasado mes de octubre | MADERO CUBERO

Alfonso Alba

0

La abstención, que no significa estar a favor o en contra sino todo lo contrario, o eso debería ser, también se ha puesto de moda en Capitulares. El sábado, la abstención de la mayoría de diputados del PSOE permitió que Mariano Rajoy volviera a ser investido presidente del Gobierno. Este miércoles, la presumible abstención del PP y de Ganemos hará que el proyecto de ordenanzas fiscales del cogobierno del Ayuntamiento de Córdoba sea uno de los que salga adelante con menor rechazo de la historia moderna de Capitulares.

La abstención, que no es decir sí ni no, deja hacer al gobierno. Por eso se interpreta como un apoyo con la boca pequeña. El PP, a través de su portavoz municipal en el Ayuntamiento, José María Bellido, ofreció su abstención al cogobierno de PSOE e IU si hacían una cosa: congelar el Impuesto de Bienes e Inmuebles (IBI). La prórroga de los Presupuestos Generales del Estado ha permitido al Ayuntamiento congelarlo sin problema. No obstante, PSOE e IU se han apuntado al argumento de que el impuesto no sube porque el Ayuntamiento se ha encontrado con unos fondos con los que no contaba para los próximos años: los conocidos como fondos DUSI, para el desarrollo sostenible.

En Ganemos, la abstención en el Pleno de ordenanzas fiscales significa algo muy distinto a lo que quiere decir el PP. Ganemos también puso como línea roja que no subiera el IBI, pero reclamó que el cogobierno le hiciera más caso a sus propuestas. El IBI no subirá y está aún por ver cuántas enmiendas acepta el cogobierno de la agrupación de electores. Ganemos decidirá finalmente el mismo miércoles, día previsto para el Pleno, su voto. Será a favor si finalmente se aceptan varias de sus enmiendas. Abstención si no le hacen caso a casi ninguna.

Además, el único concejal de UCOR, adscrito al grupo mixto, también ha anunciado su intención de abstenerse. Por tanto, el cogobierno solo tendría, en principio, dos votos en contra: los de los concejales de Ciudadanos. Su posición, remarcada en la última Comisión de Hacienda, tampoco es inamovible, según las fuentes consultadas por este periódico. Aunque han pedido una bajada del IBI del 5%, asumen que es difícil que finalmente el cogobierno acceda a esa propuesta. No obstante, dejan la puerta abierta a que lo haga con otras de sus enmiendas. En ese caso, se estudiaría la abstención, pero es poco probable o casi descartable que el voto sea positivo.

Por tanto, este miércoles el cogobierno se puede encontrar en el Pleno con uno de sus debates más fáciles desde que arrancó el mandato. Y también con la curiosidad de que las ordenanzas fiscales de 2017 sean las que salgan adelante con el menor rechazo casi de la historia en Capitulares. Lo normal, hasta ahora, es que la oposición, casi por su papel de control al gobierno, rechazara todos los proyectos de ordenanzas anteriores. Durante el mandato del PP, el PSOE se abstuvo, pero UCOR e IU siempre votaron en contra del proyecto elaborado por el que hoy es portavoz popular, José María Bellido. Antes, durante los mandatos de IU, raro fue el Pleno en que el PP no votó en contra de las ordenanzas fiscales. Hay que hacer mucha memoria en Capitulares para recordar un Pleno así.

Etiquetas
stats