Agosto encara su recta final con calor contenido pero asfixiante

Una mujer se abanica durante la pasada ola de calor

0

El verano empieza a encarar su recta final. Sobrepasado el ecuador de agosto y con la estación ya muy avanzada, Córdoba deja atrás los días más duros del periodo estival. Aunque aún es muy pronto para cantar victoria y poder anunciar que los calores extremos quedarán atrás hasta el próximo curso, lo cierto es que la tendencia a partir de ahora será la de ir restando grados al termómetro conforme la noche vaya ganándole terreno al día. La atmósfera del hemisferio norte empieza ya a dar señales de cambio hacia una configuración que nos devuelva al carril de paso de las borrascas atlánticas, o al menos para que la Península Ibérica se sitúe en el punto de mira de esos descuelgues puntuales de danas que disparen la formación de tormentas estivales.

Los 40 grados regresan durante un fin de semana con posibilidad de chubascos

Los 40 grados regresan durante un fin de semana con posibilidad de chubascos

De momento las altas presiones se van a trasladar hasta la vertical de las Islas Británicas, lo que dejará al territorio peninsular bajo el dominio del poniente atlántico y del aire fresco del interior del contienen europeo. Eso permitirá que la dorsal sahariana pierda fuerza durante los próximos días, dejando una recta final del mes de agosto con temperaturas relativamente contenidas. Sin embargo, en esta ocasión el poniente arrastrará humedad oceánica hasta el interior de la Península, lo que amortiguará el efecto "barredor" de este tipo de viento, aumentando la sensación de bochorno durante la mayor parte de la semana.

En Córdoba la semana no obstante comenzará aún muy calurosa, con aviso amarillo en la campiña por máximas que podrán alcanzar los 38 o 39 grados. El efecto refrescante del poniente llegará a partir del martes, cuando las temperaturas máximas comenzarán un descenso que las llevará a rondar los 35 o 36 grados en el valle del Guadalquivir a mediados de semana. Sin embargo el aumento de la humedad relativa hará que la bajada se note poco, especialmente durante la noche, ya que las mínimas seguirán por encima de los 21 o 22 grados a lo largo de la vega, y rondando los 19 o 20 grados en el resto de la provincia.

La humedad servirá además para mantener la nubosidad de evolución en capas medias y altas de la atmósfera, lo que podrá traducirse, tal y como ocurriese la jornada del domingo, en chubascos de carácter débil y disperso, sin descartar que alguno de ellos pueda evolucionar a precipitaciones de carácter tormentoso. Serán más probables durante la primera parte de la semana, tendiendo a remitir a partir de la jornada del miércoles 25 o jueves 26.

Toda la información del Colectivo Meteofreak en Twitter y en Facebook.

Etiquetas
Publicado el
23 de agosto de 2021 - 05:45 h
stats