Una sonrisa en la vuelta para el Dobuss

Dobuss Córdoba - Jaén (116-25) en el colegio Cervantes | JUAN HUERTAS

Nada mejor que empezar con una victoria. Bien claro lo tenía el Dobuss Córdoba Basket, consciente de la necesidad de empezar el 2021 con una alegría. Y vaya si la tuvo. El conjunto de Miguel Ángel Luque, en el encuentro aplazado de la sexta jornada, visitaba el feudo del CAB Estepona con la intención de seguir escalando en la N1 en su propósito de estar entre los favoritos al ascenso a la Liga Femenina 2, al tiempo que conseguía seguir acabando con sus fantasmas en forma de verdugos malagueños. Cumplió con las expectativas y lo hizo, además, dejando sobre la cancha una notoria superioridad.

Las cordobesas pusieron la directa prácticamente desde el inicio, tratando de dejar claro que no iba a permitir dar ninguna esperanza a su adversario, otro de esos equipos llamados a estar en la pugna por los puestos altos de la clasificación. De este modo, tras un primer tanteo igualado, fue a partir del ecuador del primer cuarto cuando el Dobuss logró enchufarse y hacerse con el control del partido, con un parcial de 0-7 incluido que acabó de desequilibrar la solidez local. Esa desventaja obligó a Tania García a parar el choque, aunque ni el tiempo muerto sirvió para neutralizar la sangría visitante, que en los siguientes minutos se disparó hasta el 10-22.

Sin duda, la clave del Dobuss durante toda la primera mitad estuvo sustentada principalmente en su gran polivalencia de acierto entre la línea interior y exterior, teniendo a Raquel Pérez (19 puntos) y Aurora Luque (10 puntos) como dupla más destacada. Y si en el primer periodo se sembró el camino hacia la victoria, éste se culminó durante los segundos diez minutos, en los que brillaron la defensa por encima del resto, pues las de Luque apenas concedieron ocho puntos para marcharse a vestuarios con una clara renta de 18-41.

Esa clara ventaja posibilitó una cierta relajación tras la pausa, que estuvo sustentada a su vez en que el Estepona no logró reaccionar en el tercer periodo, de largo el más igualado de todos y que se resolvió también para el Dobuss, aunque con un tímido 10-12. Pero las cordobesas no iban a perder la ocasión de obtener igualmente una diferencia considerable de puntos, que puede serles muy favorable de cara a una igualdad en la tabla. Así, el acierto y la intensidad defensiva volvieron en la recta final, imprimiendo un 5-13 de parcial que dejaba en el electrónico un contundente 33-66.

Etiquetas
stats