Al gusto de (casi) todos

Lance de un partido del Innovasur Maristas ante el CV Carmen | TONI BLANCO

Rozando el desenlace perfecto. Ese que contenta a todo el mundo. El de la victoria. Los conjuntos cordobeses de la Primera Nacional de baloncesto, tanto en la modalidad masculina como femenina, encaran la recta final del año con buenas sensaciones. Los resultados acompañan y casi ninguno sufre en demasía en la clasificación. De hecho, el más perjudicado es el Multiópticas Antolí Peñarroya, aunque ya parece vislumbrar ciertas sensaciones positivas en su camino. En este sentido, la jornada en la categoría nacional para los representantes provinciales se saldó rozando el pleno de alegrías. Objetivos ambiciosos, entre los que -de momento- ellas parten con mayor rédito de soñar con la promoción, mientras que los chicos siguen dejando muestras de que les queda mucho que decir aún.

Uno de los más beneficiados de la jornada fue el Innovasur Maristas Córdoba 75, que se llevó igualmente una victoria de prestigio frente al Magar Baloncesto Murgi (66-71). Los cordobeses aprovecharon al máximo un inicio demoledor de partido, en el que imprimieron un parcial de 7-20 en los primeros 10 minutos de juego. Pese a la mejoría de los locales, esa renta les mantuvo siempre por delante en el electrónico hasta el pitido final, lo que les sitúa ya en la sexta plaza con 18 puntos y a solo dos del líder. Una suma que comparten hasta tres equipos, entre los que se encuentra también el Aceites Callejas Ciudad de Córdoba, el cual sufrió una dolorosa derrota en la cancha del Indese Agustinos (102-78). Aún así, la igualdad es máxima, pues apenas cuatro puntos separan al primer clasificado del décimo.

A ese grupo se ha reenganchado el Colegio Virgen del Carmen, que se impuso en un duelo muy serio al Linkasa CAB Linares (86-63), un adversario directo en el objetivo de alejarse lo máximo posible de la zona de descenso. Además, el triunfo supone una dosis extra de optimismo, ya que llega después de tres derrotas consecutivas. Por su parte, la última nota positiva entre los chicos la puso el cuadro peñarriblense, que quiere escapar de la zona peligrosa y para ello dio un paso vital superando al PMD Gibraleón (75-101).

Entre las féminas, el Club Adeba no pudo mantener su buena dinámica, aunque mantiene tensa la pugna con el líder, un CAB Estepona intratable hasta la fecha. Las de José María Alcántara cayeron en Las Margaritas ante el Club Náutico Sevilla (55-63). No obstante, pese al resultado, las cordobesas continúan en la segunda plaza en solitario con 16 puntos, tras aprovechar la jornada de descanso del Deza Maristas (tercero con 14).

Etiquetas
stats