Nada más y nada menos que defender lo que se ha ganado

Bernardo y Fran Cruz beben en la banda de El Arcángel. FOTO: MADERO CUBERO
El Córdoba encara en El Arcángel un partido clave para afianzar su posición en el play off de ascenso a Primera

Será el primer partido de una tarde loca en Segunda. Los ecos de la noche de Champions se han diluido. Al menos en El Arcángel, donde se respira trascendencia en cada rincón. Los jugadores saben que se encuentran ante una cita clave y no pierden la ocasión para recordarlo. A sí mismos y a su entorno, que vive que una ilusión extraña en el tramo final de un campeonato increíble. El Córdoba no persigue una plaza entre los seis primeros. Ya la tiene. Es suya porque se la ha ganado con una trayectoria brutal en sus desplazamientos. Ahora se dispone a defender la posición y a reforzarla. Para eso necesita imperiosamente vencer en su casa, donde los resultados le han dado la espalda por razones que tienen que ver con la mala fortuna, como explicó “Chapi” Ferrer en las vísperas, pero seguramente con alguna cosa más. Eso, a estas alturas, da un poco lo mismo. Nadie va a pedir exquisiteces. Sólo resultados. Nada más y nada menos. Al equipo le pueden bastar seis puntos (si se dan las carambolas adecuadas) para garantizar un sitio en las eliminatorias por el ascenso y faltan nueve por disputar. Dos de las citas son en su estadio. Sí se puede. Y, como podrían decir los miembros del sector más exigente de la afición: sí, se debe.

Con  los cinco sentidos puestos en los primeros 90 de los últimos 270 minutos de la Liga (y con la esperanza de que no se acabe ahí), el Córdoba y todo lo que le rodea tienen ya suficientemente claro que el secreto para salir bien parado de esta avalancha final es la acción directa. Ya no hay margen a las sorpresas, aunque pueda calificarse así la ausencia en la lista de convocados de Raúl Bravo, pilar básico del equipo hasta que una aciaga acción ante el Zaragoza le supuso la defenestración. No jugó en Tenerife y este domingo ni siquiera ocupará una plaza en el banquillo ante el filial del Real Madrid, el club en el que junto a aquella quinta de “los galácticos” festejó la Novena y alcanzó la internacionalidad. Ferrer ha optado por reclutar a Iago Bouzón y es más que probable que ante el conjunto blanco formen de inicio los hermanos Cruz en el eje de la zaga. Fran y Bernardo, dos chicos de la casa cuyo nombre figura subrayado en las agendas de varios clubes importantes, representan la fogosidad juvenil en un partido clave. El partido del hambre.

Después del último entrenamiento, y por primera vez después de mucho tiempo con la lista de jugadores prácticamente al completo -salvo los lesionados Caballero y Obiora-, Ferrer hizo pública una citación en la que destaca la baja de Raúl Bravo, que se añade a otras dos piezas que son sistemáticamente descartadas por razones técnicas como Juanlu y Samu de los Reyes. Los llamados en esta ocasión son Juan Carlos, Saizar, Iago Bouzón, Bernardo, Fran Cruz, Campabadal, Gunino, Pinillos, Abel, López Garai, Pelayo, Luso, Nieto, Pedro, López Silva, Uli Dávila, Arturo y Xisco. ¿La alineación? No se presumen grandes alteraciones, aunque “Chapi” Ferrer podría realizar alguna variante ensayada durante una semana en la que de nuevo se impusieron las sesiones a puerta cerrada. Xisco o Arturo para la punta y Garai o Luso en el doble pivote para el once inicial son algunas de las situaciones que dan pie a la especulación.

En cualquier caso, el Córdoba ha guardado sus cartas ante un partido en el que no tiene margen de error. La ilusión por alcanzar el play off y la angustia por escapar del descenso -en el caso madridista- se darán la mano en El Arcángel, donde se cruzan dos rachas contrapuestas. Los anfitriones sólo han ganado un partido en toda la segunda vuelta y los visitantes no han perdido en ninguna de sus siete últimas salidas. Con todo, ocupan puesto de descenso y miran al equipo que marca la línea de la salvación: es el Mallorca, que comparecerá en Córdoba en la última jornada. Presión, la que quieran y más. Cada cual con la suya.

Con la afluencia de público como toda una incógnita -hay entradas baratas, pero también Feria; la racha casera es mala, pero las expectativas buenas-, el núcleo duro del cordobesismo echará el resto para dar otra lección de respaldo incondicional a los suyos. Un triunfo ante el Real Madrid Castilla daría alas para el desplazamiento a Huelva, que puede ser el derbi más trascendente de las últimas décadas. Pero todo a su tiempo.

ALINEACIONES PROBABLES

CÓRDOBA CF: Juan Carlos, Gunino, Fran, Bernardo, Dani Pinillos, Abel, López Garai, López Silva, Pedro, Uli Dávila y Xisco.

REAL MADRID CASTILLA: Pacheco, Casado, Pulido, Cabrera, Quini, Aguza, Mascarell, Lucas, Burgui, José Rodríguez y William José.

ÁRBITRO: Arias López (Comité Cántabro).

CAMPO Y HORA: El Arcángel (16:00, La Sexta).

Etiquetas
stats