Alberto Ródenas, un último as bajo la manga

Alberto Ródenas durante un entrenamiento con el Córdoba

0

Se ha repetido ya por activa y por pasiva que el margen de error del Córdoba es muy estrecho. El desenlace de la primera fase en el Grupo IV-B de Segunda B es inminentes y a los blanquiverdes apenas les quedan balas que gastar de cara a su objetivo de finalizar entre los tres primeros. En efecto, son cinco los partidos que restan por delante y, de momento, la entidad cordobesista no está cumpliendo su primer propósito del curso. Actualmente ocupa la cuarta posición con 20 puntos, aunque tiene a solo cuatro de distancia al líder. Además, para recortar posiciones depende de sí mismo, por lo que la esperanza y las opciones son máximas, aunque no puede permitirse ni un solo tropiezo más. 

De hecho, esa situación de estar entre la espada y la pared viene dada de que la plantilla acumula tres jornadas consecutivas sin ganar, cosechando dos empates y una derrota. Sin embargo, el daño ha sido en cierto modo menor ya que sus principales adversarios tampoco han cumplido de manera regular. De este modo, Pablo Alfaro tiene por delante un exigente desafío en el que deberá devolver al plantel a la solidez defensiva que obtuvo tras su llegada. 

Eso sí, ahí deberán ser los actuales protagonistas los que den un paso adelante. Una demarcación donde el técnico ya ha probado todo hasta la fecha, por lo que el cambio de rumbo se debe producir con los que ya estaban. Por contra, también hay necesidad en el lado opuesto de la cancha, pues los blanquiverdes suman cinco choques ligueros seguidos sin haber conseguido acertar en la meta contraria en más de una ocasión. Circunstancia que solo se ha producido en dos ocasiones en lo que va de curso. En el resto se han tenido que conformar con anotar apenas un solo o gol, o incluso irse de vacío. 

Además, el problema con sus dos arietes principales se ha agudizado en las últimas semanas, ya que Willy suma solo dos dianas en los cinco últimos partidos, mientras que Piovaccari lleva sin ver puerta desde el último choque ante El Ejido del 13 de diciembre. 

La sequía ha afectado a toda la plantilla, y han tenido que ser futbolistas como Alberto del Moral o De las Cuevas los que han tenido que sumarse al ataque para rascar algún punto para su equipo. Eso sí, ahí el técnico maño posee todavía un último as bajo la manga. Son 27 los futbolistas utilizados en lo que va de campaña, pero hay uno que anda todavía inédito. Ese no es otro que Alberto Ródenas, primer fichaje del club en el marcado invernal y que aterrizó para suplir la marcha en la zona de ataque de Alberto Salido, quien no contó con la confianza ni de Sabas ni de Alfaro. 

La altura y la agilidad son las características que otorgan un perfil distinto al delantero alicantino con respecto a sus competidores en dicha zona de juego. Además, por supuesto, de la juventud, pues el futbolista ocupa una plaza sub 23, lo cual no es impedimento para tener una relevancia notoria en el sistema, ahí está el caso de Del Moral. Así las cosas, en plena racha negativa de los dos delanteros principales, y a la espera de que estos vuelvan a enchufarse a una dinámica positiva, parece el momento propicio para que Ródenas tenga su oportunidad. Una última opción de Alfaro para el ataque. 

Etiquetas
Publicado el
13 de febrero de 2021 - 05:45 h
stats