Córdoba CF

Germán Crespo, sobre el Celta B: “Es un rival que no va a esperar a verlas venir”

Germán Crespo, durante un encuentro en El Arcángel

Un nuevo rival, un nuevo estadio que visitar, pero las mismas ganas de siempre de seguir sumando de tres en tres puntos por parte del Córdoba CF. La escuadra de Germán Crespo ya afronta la tercera jornada de competición tras haber hecho pleno de puntos en su estreno en El Arcángel. Sin embargo, ahora toca volver al barro para batirse ante un Celta B que, sin duda, pondrá las cosas complicadas a los blanquiverdes. Y es que, tal y como ha comentado el propio entrenador granadino en la rueda de prensa previa al encuentro, será “un rival que debería de tener más puntos, porque ha hecho méritos para ello”.

Un arsenal variado para German Crespo

Un arsenal variado para German Crespo

Pese a todo ello, nada cambiará en la dinámica del Córdoba CF. El plan es “ir a por la victoria e intentar conseguir los tres puntos”, por lo que la idea es “seguir en la línea en la que estábamos, siendo ofensivos y generando las máximas ocasiones que podamos tener” para que “si las generamos, tengamos el acierto que tuvimos en el partido anterior”. Aún con ello, se espera que Crespo introduzca alguna variante en el once, aunque el preparador granadino no ha querido dar pistas de ello. “Cuatro defensas, dos mediocentros, una línea de tres y uno arriba”, ha sido el once que ha adelantado, bromeando, el técnico blanquiverde, que sin embargo sí que ha afirmado que “siempre intentamos buscar lo mejor dependiendo del rival que tenemos en frente, de las dimensiones del terreno de juego y de cómo lleguen físicamente los jugadores”, por lo que lo único que busca es “que estén preparados y que nos den lo máximo”.

Una plantilla que, por el momento, tan solo tiene la baja del lateral zurdo Ekaitz Jiménez, aun recuperándose de su lesión en la rodilla derecha. En frente, por otro lado, estará un filial que buscará proponer juego y mantener la posesión, por lo que, para Germán, la importancia del partido va a residir en “qué equipo sea capaz de dominar y de mantener la posesión más minutos”, ya que el que lo logre “va a tener mucho ganado”. “Está claro que ese estilo de juego que vamos a tener en frente nos va a beneficiar”, ha subrayado, ya que “no es lo mismo a que te venga un rival encerrado”. Aun así, Barreiro jugará un papel transcendental debido a que “las dimensiones no son las que nos gustaría”, por lo que “va a haber menos espacios y menos posibilidades de ser tan verticales”.

Por ello, la preparación del equipo se ha centrado en la presión en bloque alto que permita a los blanquiverdes robar en transición al Celta B y generar así peligro. De nuevo, el papel del estadio vigués será importante, y, tal y como ha confesado Crespo, Cédric le ha comentado “algunos secretos” del terreno de juego. Con todo, el entrenador granadino ha recordado que “hemso visto partidos de la competición y de la pretemporada”, además de que “es un equipo que el año pasado seguí mucho porque había varios jugadores que tenían posibilidades de venir, y al final vino Cédric”, por lo que “sabemos a lo que nos vamos a enfrentar”. “No hay buena iluminación, y parece que viene frío y lluvia, pero bueno, lo importante creo que lo tenemos trabajado y lo hemos analizado bien”, ha rematado.

Con los seis puntos que atesora el Córdoba CF, por el único que suma hasta el momento el Celta B, podría parecer que los blanquiverdes parten como favoritos, pero nada más lejos de la realidad, ya que, para Crespo, “este año no va a haber favoritos”, además de que el filial celtiña ha pagado caro “la juventud que tiene” porque “ha habido momentos en los que han dominado” y deberían de “haber sumado más puntos” en su casillero. Por lo tanto, aunque por la clasificación y la dinámica de ambos conjuntos pudiese parecer que el conjunto cordobés parte como favorito, Crespo ha preferido ser prudente y recordar que en Primera RFEF “le puede ganar un equipo de abajo a uno mejor clasificado”. A todo ello se suma el hecho de que “los filiales siempre son complicados” ya que “como tengan el día te crean muchos problemas”, por lo que “hay que tenerles mucho respeto, como a todos los equipos”.

El enfrentarse ahora a ellos puede suponer un punto a favor del Córdoba, que, como ha recordado su entrenador, en estas dos primeras jornadas tienen “mucho ganado de la temporada pasada”, en lo referido a “adaptación de nuevos jugadores, automatismos y nuevos conceptos”. “Me gustan este tipo de partidos porque vamos a tener un rival que no va a esperar a verlas venir, y eso nos dará más facilidad para hacer nuestro juego”, ha añadido. Para ello, las rotaciones se podrán apreciar en el once, ya que el granadino ve “a todo el mundo encantado de cómo estamos trabajando y cómo se está planificando”, y “todos quieren jugar, y el que salga va a aportar al equipo”, por lo que “ojalá podamos rotar las próximas semanas”. Además, ha lanzado una advertencia a su plantilla, ya que ha recordado que “cuando no haya rotaciones o cuando haya jugadores que no se sientan importantes, nos harán las coas más fáciles para hacer la alineación, pero eso no es lo que quiero. Quiero tener jugadores en el banquillo que esté deseando de sacar al terreno de juego”.

Para finalizar, el preparador cordobesista también ha mencionado un detalle que ha ocurrido en el entrenamiento, en el que ha llamado la atención a sus jugadores por la falta de rigurosidad táctica. “Lo que más me irrita es que pongamos una tarea y, al minuto, no hagamos lo que hemos pedido”, ha mencionado, aunque “solo han sido diez segundos y creo que lo que se buscaba ha salido bien”. Aun así, ha sido un buen ejemplo para recordar que “está clara la exigencia”, pero “aunque se exija aquí y yo les apriete, el trabajo de los jugadores espectacular, y la implicación es máxima siempre”.

Etiquetas
stats