La biblioteca de La Posada del Potro contará con fondos del maestro 'Fosforito'

Inauguración de la biblioteca del Centro Fosforito | TONI BLANCO

Entre citas a Séneca, Manuel Machado y Federico García Lorca, se ha inaugurado este lunes en La Posada del Potro la biblioteca del Centro de Flamenco-Fosforito, inscrita en la Red Andaluza de Bibliotecas Especializadas, que estará especialmente centrada en el papel de la mujer en el flamenco, y que cuenta, desde este miércoles, con fondos bibliográficos cedidos por el maestro, el cantaor Antonio Fernández Fosforito.

El cantaor ha inaugurado la biblioteca, a la que ha cedido, de entrada un total de quince cajas con fondos de su archivo personal. “Ya vienen más en camino”, ha bromeado el artista, que ha arrancado su discurso citando a Séneca: “Se equivoca el que no quiere aprender por parecerle que ya es tarde”, ha recitado. Para Fosforito es “un honor” que lleve su nombre un edificio tan emblemático, al igual que en él reposen ahora los libros que tenía en su casa y que ahora estarán “en una casa a disposición de todos”.

“El que tenga interés y deseo de saber y de avivar su memoria, aquí lo tiene”, ha invitado el cantaor, que se ha despedido citando a Machado: “No canto para que me escuchen, ni para lucir mi voz, canto para que no se junten la pena con el dolor”. Entre oles y aplausos, Fosforito ha dado paso a la alcaldesa, Isabel Ambrosio, quien, a su vez, ha citado a Lorca, porque una biblioteca es “una voz contra la ignorancia y una luz contra la perenne oscuridad”.

La alcaldesa ha precisado que, con estos fondos y los que ya tiene el centro, la Posada del Potro-Museo Fosforito se va a convertir “en un espacio referente indiscutible para quienes aman el mundo del flamenco”. La regidora ha precisado que el centro contaba ya con un pequeño fondo bibliográfico y que ahora contará con el asesoramiento de la catedrática de Flamencología Alicia González.

El acto de este miércoles supone también la inscripción en la red de la Junta de Andalucía, junta a otras de parecido espíritu como la Peña Juan Breva en Málaga o La Platería en Granada. La alcaldesa ha deseado que esta biblioteca sirva “para la paz, para la inquietud espiritual y para la alegría”.

Etiquetas
stats