El TSJA pide refuerzos en los juzgados para afrontar la “avalancha de casos” por la pandemia

Fachada de la Ciudad de la Justicia de Córdoba | ÁLEX GALLEGOS

El presidente del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA), Lorenzo del Río, ha confiado en que en enero se impulsen planes de refuerzo “importantes”, especialmente en las jurisdicciones de lo Mercantil, lo Social y Contencioso-Administrativa, para afrontar la “avalancha” de casos judiciales vinculados a la crisis económica y social derivada de la pandemia del coronavirus.

En una entrevista en Canal Sur Radio, recogida por Europa Press, Del Río ha expresado que si bien se ha producido un refuerzo en algunos juzgados con funcionarios por la tarde, ha sido un refuerzo “precipitado” y “no ha dado tiempo a estructurarlo y a estudiarlo bien”, en tanto que la previsión inicial era que ese gran volumen de nuevos casos, especialmente en lo mercantil y laboral, llegara en septiembre u octubre. Sin embargo aún no lo ha hecho en gran medida por la prórroga de los ERTES vinculados a la pandemia.

El presidente del alto tribunal andaluz ha explicado que se ha hecho un estudio y están pendientes de que en enero puedan salir adelante estos planes de refuerzo especialmente en las jurisdicciones más afectadas, también la Contencioso-Administrativa, que puede tener un volumen “enorme de recursos” vinculados a las sanciones por incumplimiento de las restricciones que se están aplicando.

Del Río ha abogado además por tomar medidas que eviten que un juicio pueda señalarse para dentro de tres o cuatro años, por ejemplo en el ámbito laboral, y lo ha vinculado con la acumulación de trabajo derivada de la suspensión de la actividad judicial en el primer estado de alarma, lo que propició por ejemplo más de 3.000 o 4.000 suspensiones en la jurisdicción de lo Social en lugares como Sevilla o Málaga.

“Esos juzgados hay que reforzarlos como sea, celebrar mañana y tarde, no podemos irnos a esos tiempos, nadie puede estar satisfecho cuando se señala un juicio para 2024, lo que tenemos que hacer es solucionarlo”, ha sentenciado el presidente del TSJA.

Ha abogado en este sentido por una mejor gestión de las oficinas judiciales y por reforzar las jurisdicciones complicadas ampliando el número de jueces, además de aplicar fórmulas para reducir el elevado número de suspensiones de juicios que se producen por diversos motivos, que pueden alcanzar el 35 por ciento, y que van dejando huecos en las agendas que ya en el último momento no se pueden ocupar con otros señalamientos.

Del Río ha reconocido que la situación “es muy difícil” en estos momentos, también por las suspensiones vinculadas al Covid-19, aunque ha recalcado que existe “mucha voluntad” por parte de todos los implicados en que “no se suspenda la actividad judicial” y en los casos que afectan a temas sensibles o que arrastran mucha dilación siempre se busca un nuevo señalamiento cercano en el tiempo.

En todo caso, y junto a la necesidad de más recursos, ha opinado que España tiene en el ámbito judicial “una disfunción organizativa muy fuerte y evidente” que ha llamado a solucionar.

Etiquetas
stats