Has elegido la edición de . Verás las noticias de esta portada en el módulo de ediciones locales de la home de elDiario.es.
La portada de mañana
Acceder
Lee ya las noticias de mañana

Cinco años de la histórica marcha feminista en Córdoba que llevó a la huelga a miles de mujeres

Manifestación del 8M en 2018

Alejandra Luque

0

¡Aquí estamos las feministas!. Pa, pa, pa, pa, pa, pa, pa. Este lema fue repetido hasta la saciedad por casi las 10.000 personas que hicieron historia en Córdoba hace hoy cinco años. Habrá mucha gente que no se acuerde de aquel día, de aquel 8 de marzo de 2018. Habrá también otras tantas personas que no compartan la necesidad y la urgencia de salir a la calle a denunciar la desigualdad que aún hoy existe en la sociedad entre hombres y mujeres. Y también habrá quien llame feminazis a las feministas con el único propósito de desacreditarlas. Pero hay otras miles de mujeres, y también hombres, que echan la vista y se enorgullecen de lo que hicieron y vivieron durante aquella jornada que marcó un antes y un después en el colectivo feminista de Córdoba.

Las expectativas de Nosotras Decidimos, la plataforma que incluye a todas las asociaciones y colectivos feministas de Córdoba, eran muy altas. Aquel 8 de marzo, tal y como ocurre en la jornada de este miércoles, coordinaba todos los actos centrales. Por primera vez en la historia de la ciudad, la huelga fue llevada a todos los ámbitos en los que están presentes las mujeres, desde el laboral y el estudiantil hasta el consumo y los cuidados.

Desde Nosotras Decidimos recuerdan que la manifestación de 2018 -también la del siguiente año- fue “tan impresionantemente exitosas por la gran asistencia de personas que acudieron a ellas” porque, argumentan “por primera vez gran parte de la ciudadanía se identificó con la necesidad de salir a las calles a reivindicar los derechos de las mujeres”.

Aquel 8 de marzo estuvo marcado por la inestabilidad meteorológica. Había previstas fuertes lluvias durante todo el día, especialmente durante el transcurso de la manifestación, que arrancó a las 19:30 en los Jardines de la Agricultura. Los Jardines de Colón fue la primera parada. Allí se concentraron miles de personas de todas las edades para calentar motores de cara a la manifestación. Además, se dispuso de un micrófono abierto a través del cual personas individuales y colectivos pudieron leer sus manifiestos. Las profesionales de la comunicación, bajo el lema #Lasperiodistasparamos, fueron una de las organizaciones que participaron en esta iniciativa, dando voz a la realidad y a las necesidades que atraviesa el sector en cuestión de género. Tras finalizar el grueso de esta actividad, las previsiones se adelantaron y una tromba de agua cayó sobre Córdoba.

A las 19:30, con los paraguas a medio abrir, debía haber comenzado la manifestación, pero el éxito de la misma provocó que a las 20:00 aún hubiera manifestantes en los Jardines de la Agricultura. Costó arrancar pero una vez en marcha, quienes participaron recordarán que aquella protesta fue sin duda la más numerosa que se recuerda en la capital. Fue difícil captar en una imagen el inicio y la cola de la manifestación. La llegada a la Plaza de la Corredera, punto final de la manifestación, fue una verdadera odisea porque mientras la plaza se llenaba de gente, otras miles de personas aguardaban en Claudio Marcelo y La Espartería para poder entrar.

Una vez allí, los balcones del mercado de La Corredera sirvieron a la plataforma Nosotras Decidimos para continuar arengando a la ciudadanía a seguir luchando contra la desigualdad, el machismo, la brecha salarial y el techo de cristal.

No podemos dejar atrás a quienes la necesidad de ir a trabajar y la obligatoriedad de los cuidados les impidieron poder hacer huelga o ir a la manifestación. Y, cómo no, en el recuerdo de todos estuvieron aquellas mujeres que lucharon por lo que hoy disfrutamos y aquellas otras a las que les arrebataron la voz al ser asesinadas por sus parejas o exparejas.

Este miércoles 8 de marzo de 2023, cinco años después, de nuevo la plataforma ha convocado una manifestación para reivindicar la igualdad real entre mujeres y hombres. Porque, a su juicio, las de 2018 y 2019 fueron “un espejismo” y “con la perspectiva que nos ofrece el paso de estos años, podemos afirmar que el feminismo, como movimiento político y social, no ha crecido de forma relevante. Las feministas medimos el 'triunfo'” del feminismo, no por el número de ciudadanas que responden a la convocatoria de las manifestaciones del 8 de Marzo, sino por el cumplimiento de la agenda feminista y el verdadero compromiso para que eso suceda“. Y, en ese sentido, consideran que ”estamos muy lejos aún de ese cumplimiento“.

Por eso, este 8M estarán al frente de la manifestación que saldrá a las 18:00 de la glorieta de la Cruz Roja, con un recorrido que repetirá el itinerario del año pasado, caminando por el Paseo de la Victoria, Ronda de Tejares, Cruz Conde, Plaza de Las Tendillas, Claudio Marcelo y concluir en la Plaza de La Corredera.

Razones para la manifestación

El cartel de la manifestación feminista del 8 de marzo en Córdoba recoge este año “nuestras raíces feministas que son las que sostienen a lo largo de tantos años la finalidad y el sentido de este movimiento”, exponen desde Nosotras Decidimos. Se trata de un diseño “en homenaje a las sufragistas de principios de siglo pasado que consiguieron los derechos políticos de las mujeres en una gran parte del mundo. Si, como dijo aquel poeta, la libertad no requiere alas sino raíces, las razones del feminismo siguen bien ancladas a la realidad de cualquier tiempo y lugar legitimando con ello la necesidad de seguir unidas y en pie por la dignidad de las mujeres”.

Y añaden: “Sabemos de dónde venimos y tenemos claro a donde queremos llegar. Mientras haya mujeres en el mundo esclavas del sistema prostitucional, mientras sean utilizadas de incubadoras humanas mediante los vientres de alquiler para satisfacer los deseos de genética paternidad patriarcal, mientras la pornografía acampe a sus anchas creando manadas de violadores perpetuando con ello la atroz violencia sexual que sufrimos por ser mujeres, mientras nos sigan asesinando y solo seamos cifras y tuits de condolencias en redes sociales institucionales, mientras el acoso, el menosprecio y la censura sean herramientas para tratar de amedrentarnos y taparnos la boca, seguiremos ejerciendo el feminismo y saliendo a las calles para decir alto y claro: ¡Hasta aquí hemos llegado! Feminismo, sin ningún género de dudas”.

Etiquetas
stats