Reclamación por el retraso de un vuelo: ¿por dónde empezar?

Photo by Mark Hodson

El aumento de tráfico aéreo a nivel global es uno de los factores que influyen negativamente en la puntualidad de los vuelos. La creciente demanda también en aeropuertos menores hace que los retrasos sean cada vez más comunes.

Aunque las compañías aéreas hacen lo posible para evitar malas experiencias a sus clientes y tener que pagar multas por impuntualidad, a veces es imposible evitar estas incidencias.

¿Qué pueden hacer los pasajeros que sufren el retraso de un vuelo para reivindicar sus derechos? Dos cosas: informarse y reclamar.

Conoce tus derechos y haz una reclamación por el retraso de un vuelo

Según un estudio realizado por la compañía AirHelp, especializada en la defensa de los derechos de los pasajeros que reclaman retrasos, cancelaciones y denegaciones de embarque, en 2018 El Prat, uno de los aeropuertos más concurrido del país, ha registrado el mayor número de retrasos y cancelaciones.

Esta realidad se extiende también a otros aeropuertos con gran flujo de pasajeros y a los períodos festivos, cuando más personas viajan.

En caso de retraso de un vuelo, la aerolínea tendrá que informar a sus pasajeros. Además, los pasajeros podrían tener derecho a reembolsos e indemnizaciones de hasta 600€ que se calculan en función del trayecto y de la duración del retraso aéreo.

¿Cómo podemos saber si tenemos derecho a indemnización por el retraso de un vuelo?

La tutela de los derechos de los pasajeros en Europa la establece el Reglamento 261/2004.

En España es la Agencia Estatal de Seguridad Aérea (AESA) que se ocupa de vigilar la aplicación de dicho reglamento.

En el texto del reglamento están establecidas las situaciones y las indemnizaciones correspondientes.

Por lo general, el viajero puede poner una queja por el retraso de un vuelo siempre y cuando el retraso no haya sido causado por circunstancias extraordinarias (mal tiempo, huelgas de los controladores de vuelo y otras situaciones que pueden representar un peligro para los pasajeros y la tripulación del vuelo).

Conocer tus derechos de pasajero es, sin duda, algo útil hoy en día, tanto que viajes con frecuencia como si viajas puntualmente. Si necesitas acceder a ellos rápidamente o consultarlos cuando se presenta la interrupción de un viaje, puedes utilizar la herramienta gratuita en la web de AirHelp o descargar su app para móviles.

Calcula tu indemnización por retraso aéreo

Según el reglamento UE sobre los derechos de los pasajeros, cuando se registran retrasos superiores a 3 horas, los pasajeros afectados, además de derecho a asistencia e información, tienen derecho a indemnización.

La compensación se calcula en base a las horas de retraso en la llegada y según el trayecto del vuelo. La ley prevé reembolsos equivalentes a:

  • 250€ en trayectos hasta 1500 km.
  • 400€ en vuelos dentro de la UE de superiores a 1500 km; o en vuelos no UE de entre 1500 y 3500 km.
  • 300€ en trayectos dentro de la UE de más de 3500 km y con retraso de 3 a 4 horas. Si el retraso es superior a 4 horas o finalmente el vuelo es cancelado la indemnización será de 600€.

Una de las funcionalidades más interesantes de la aplicación gratuita de AirHelp es la posibilidad de calcular en pocos minutos si tienes derecho a una compensación y la indemnización que te corresponde por el retraso de un vuelo.

Solo tendrás que escanear tu tarjeta de embarque desde la app con la cámara de tu móvil o introducir los detalles de tu vuelo.

Además, desde la misma web podrás seguir adelante y gestionar con AirHelp la reclamación por retraso del vuelo.

¿Dónde reclamar por retraso de vuelo?

Por lo general, para poner una reclamación ante el retraso, la cancelación o un overbooking tendrás que reunir toda la información sobre la incidencia:

  • Tarjeta de embarque
  • Datos de la reserva
  • Eventuales recibos de gastos ocasionados por el retraso (tickets de comida y bebida, etc.),
  • Solicitar el modelo de reclamación y rellenar cada campo
  • Enviar la demanda según lo que indique la aerolínea
  • Esperar la respuesta de la compañía aérea y, en caso de respuesta no satisfactoria o de no recibir respuesta, presentar otra solicitud frente a AESA y seguir adelante con la reclamación hasta obtener respuesta.

Si optas por gestionar personalmente la demanda a la compañía aérea que ha producido el retraso, tendrás que solicitar información a la misma. Alguna compañías te ofrecen la posibilidad de tramitar tu queja online, en otros casos tendrás que hacerlo por correo ordinario.

Etiquetas
stats