El PSOE rechaza que el gerente de Urbanismo tenga otra actividad

.
Emilio Aumente denuncia que no puede ser que el empleado “mejor pagado” del Ayuntamiento también trabaje para una universidad privada

El Grupo Municipal del PSOE-A en el Ayuntamiento de Córdoba se opone a que el gerente de la Gerencia Municipal de Urbanismo (GMU), Juan Luis Martínez, que es el empleado “mejor pagado” del Consistorio “al percibir anualmente 88.720,55 euros”, desarrolle “dos actividades lucrativas” como alto directivo municipal y profesor en una universidad privada, tras aprobarse por el consejo rector, donde tiene mayoría el PP, la solicitud de compatibilidad para la actividad docente de Martínez, según ha destacado el concejal socialista Emilio Aumente.

Aumente ha explicado que el Grupo Municipal Socialista ha votado en contra de la compatibilidad de Martínez porque, en primer lugar, “no es de recibo que a un señor que percibe al año una remuneración que ronda los 89.000 euros y del que no disponemos del horario de entrada y salida, el número de horas semanales y la actividad que desarrolla como gerente en la GMU, se le dé permiso para que trabaje en una universidad privada de carácter lucrativo durante 75 horas”, en el próximo curso 2013-2014.

“Políticamente, pensamos que el alcalde, José Antonio Nieto, no puede estar despidiendo a trabajadores por causas de plan de ajuste y de economía para el pago a proveedores y que otros empleados designados por voluntad del PP se vayan de rositas y se permitan el lujo de simultanear actividades lucrativas cuando el pueblo de Córdoba le está pagando el salario más alto de todo este Ayuntamiento”, ha censurado.

Desde el PSOE, según ha añadido, lamentan que “el PP se vanaglorie de que una universidad haya fichado al señor Martínez”, lo que, según Aumente, “es una falsedad,” porque “este señor hace muchos años que tiene relación con esta universidad, lo mismo que tiene mucha relación con determinados miembros de la curia cordobesa para desarrollar determinados acuerdos que pensamos también deberían de ser más claros y de los que en el futuro hablaremos”.

Sobre el acuerdo que da permiso al señor Martínez para compatibilizar la actividad docente, aprobado solo con los votos del PP, Emilio Aumente ha destacado que, además de “inmoral e indecente” en esta situación de crisis, es “ilegal”, ya que en el expediente, según se deduce de la respuesta dada por el presidente de la GMU, Luis Martín, no existe un cuadrante que acredite que las 75 horas de actividad en la universidad privada no coinciden con su actividad pública en la GMU.

Por último, el concejal socialista Emilio Aumente ha criticado que “los jóvenes de esta ciudad se tengan que ir fuera de esta ciudad porque no encuentran trabajo y el señor Martínez sí pueda disponer de varios empleos”.

Etiquetas
stats